07 de julio de 2020
07.07.2020
Faro de Vigo

Empieza la ABAU marcada por el Covid-19: mascarillas, más espacio y pasillos despejados

Alrededor de un millar de estudiantes de Pontevedra y Marín han iniciado las pruebas de acceso a la universidad esta mañana bajo estrictas medidas de prevención contra el coronavirus

07.07.2020 | 13:01

Alrededor de 850 alumnos en Pontevedra y 160 en Marín se enfrentan desde esta mañana a la selectividad, la actual Avaliación de Bacharelato para o acceso á Universidade (ABAU). Las pruebas se realizan en las tres sedes habituales en la ciudad del Lérez, las facultades de Ciencias Sociais, Enxeñaría Forestal y Ciencias da Educación e do Deporte, más nuevos espacios incorporados ante la necesidad de una mayor distancia entre estudiantes para evitar el contagio de Covid-19.

Al examen, con mascarilla

Cada alumno y persona que acceda a las sedes será responsable de su propia protección individual. El uso de mascarillas será obligatorio, aunque finalmente se permitirá a los alumnos quitarse la mascarilla en el momento de sentarse a realizar la prueba (siempre que se mantenga la distancia interpersonal obligatoria).

El desarrollo de los exámenes seguirá unos pasos predeterminados. Los vocales serán los encargados de entregar los formularios, y la recogida se realizará de modo organizado y evitando aglomeraciones. Las salidas serán de forma espaciada, y los alumnos no podrán permanecer en los pasillos.

Las sedes contarán, además, con un proceso de limpieza que se realizará varias veces al día, en términos similares a otros protocolos para centros educativos o de otros sectores (desinfección de aulas, centros y baños varias veces al día).

De hecho, los correctores recibirán los exámenes con al menos 24 horas de margen temporal, y se utilizará un gel virucida en cada uno de los formularios utilizados por el alumnado. Además, se incluyen procedimientos de acción ante casos potenciales y para evitar contagios.

Control de accesos

El papel del profesorado será esencial durante la realización de los exámenes y la circulación en las zonas de examen y habrá una mayor dotación tanto para controlar las pruebas como el movimiento en pasillos, corredores, descansos y en el entorno del centro. La figura de los presidentes de las comisiones cobra así un mayor protagonismo este año, puesto que van a ayudar en el diseño del circuito.

El alumnado accederá a las sedes formando colas manteniendo las distancia interpersonal, secuencialmente, y habrá un control para acceder a los exámenes. Para las pruebas en sí, cada aula se organizara intentando dejar tres pupitres de separación por fila y de modo escalonado con respecto a los espacios de atrás.

También se ha alterado el horario y el orden de las materias, mediante la distribución de las troncales (las que cuentan con mayor alumnado) en los dos primeros días. Esta organización se verá acompañada, del mismo modo que en otro tipo de protocolos, de la consecuente distribución y dotación de materiales sanitarios.

Cada sede tendrá geles, mascarillas de repuesto, cartelería e incluso bolígrafos desinfectados de substitución, además de relojes bien visibles para controlar el tiempo. Los alumnos podrán llevar consigo sus efectos personales y mochilas, que estarán a la vista a su lado, y todos los aparatos electrónicos desconectados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia


FaroEduca