29 de agosto de 2019
29.08.2019

La Xunta se abre a renegociar las cuantías de las expropiaciones del Gran Montecelo

Una reunión de los vecinos con el gobierno autonómico concluye con la cita de una visita de los arquitectos la próxima semana al interior de las viviendas y negocios afectados

29.08.2019 | 01:43
Los vecinos afectados reunidos con Francisco Menéndez y María Jesús Piñeiro (ambos a la derecha). // FdV

Con cierta satisfacción valoran los vecinos afectados por las expropiaciones del futuro Gran Montecelo la reunión mantenida ayer con representantes de la Xunta de Galicia en Santiago de Compostela.

El encuentro abre una puerta a la esperanza, ya que arquitectos del gobierno autonómico visitarán de nuevo las propiedades la próxima semana. Son una treintena, entre los que destacan varias viviendas particulares y cinco negocios a pleno rendimiento.

Sus dueños no están de acuerdo con las cantidades publicadas en el Diario Oficial de Galicia por la Xunta, pero el tiempo se les echa encima, ya que todas las previsiones hablan de que este mismo año deben abandonar sus casas, ya que las obras, según la información oficial, comenzarán en 2020.

Los vecinos de Montecelo, acompañados por dos abogados y un economista, se reunieron en la capital gallega con la directora de la Axencia Galega de Infraestruturas, Francisco Menéndez, y la directora xeral de Recursos Económicos del Sergas, María Jesús Piñeiro.

El encuentro sirvió para que pudieran expresar en conjunto su malestar con las cantidades inicialmente adjudicadas por la Xunta a sus propiedades, mediante publicación el pasado 11 de junio. En total son 2,5 millones de euros, una cuantía que incluye también las indemnizaciones por los perjuicios que supondrá la mudanza de los negocios.

"En la reunión, los afectados expresamos nuestra disconformidad con las valoraciones de las viviendas y negocios realizadas por el Sergas, en las que que no se refleja la situación real de las mismas, se comparan las viviendas con otras con valores muy bajos debido a su estado, calidades y antigüedad", explican los vecinos, que también expusieron su malestar por los criterios aplicados en la valoración de los negocios.

Este descontento ha sido oído por fin por la Xunta, una reunión que los afectados solicitaban a principios del mes de agosto. Entonces, confesaban a FARO que desde que se habían publicado las cantidades para cada propiedad no habían tenido notificación alguna por parte de la Administración autonómica y que "nos enteramos de todo por la prensa".

"Los representantes de la Xunta nos informaron de que van a volver a valorar los negocios y viviendas realizando una nueva visita a las mismas", dicen esperanzados.

Una de las cuestiones en las que insisten es en que los arquitectos ven el interior de dichas propiedades. Y apelan a ello en base a esa primera valoración, de la que difieren, que comparaba sus casas con las de otras parroquias o barrios pontevedreses, Bora o Santa Margarita, entre otros, que se encontraban en claro estado de deterioro o que necesitaban urgentes reformas.

"Por lo menos nos han recibido, que era lo que llevábamos demandando desde hace tiempo", celebra Amelia Aboal.

Ella es la propietaria de la Floristería Montecelo. Sus hermanas, además, están al frente de una peluquería y una empresa de distribución de panel sandwich.

En su caso, le ofrecen tan solo 15.000 euros por us negocio, que lleva abierto al público desde hace 16 años. Se pregunta qué hará cuando tenga que cerrarlo, porque perderá a sus clientes y tiene 52 años, una edad con la que, tal y como está el mercado laboral, difícilmente será contratada por cuenta ajena, tal y como ella misma señala.

"Los afectados le reiteramos a la Xunta nuestra solicitud de recibir el mismo trato que se dio a las viviendas afectadas por la obra dle hospital Álvaro Cunqueiro de Vigo", concluyen.

Zona comercial

Una de las propuestas de los vecinos es que en el caso de aquellos negocios en los que sea posible, como la citada floristería o la peluquería, se les facilite el acceso a algunos de los locales con los que contará el futuro Gran Montecelo. En este sentido, proponen una concesión por un tiempo determinado.

El nuevo hospital, tendrá una área de locales y superficies de 1.300 metros cuadrados, según el plan funcional aprobado por la Xunta de Galicia a finales del mes de julio.

Estarán distribuidos en áreas comerciales modulares y dispondrán de una zona diferenciada para centro de día y otra para guardería con soporte compartidos.

Habrá espacio para una tienda-quiosco de prensa, peluquería, lavandería, autoservicios, floristería, tienda de regalos, óptica, centro auditivo, parafarmaria, sala de espera y cajero automático, entre otros.

18 parcelas sin construcción

Los 2,5 millones de euros que la Xunta invertirá en las expropiaciones incluyen también a 18 parcelas sin construcción, clasificadas como suelo rústico y de núcleo rural.

El portavoz del Partido Popular de Pontevedra, Rafa Domíngue, mantuvo una reunión con los afectados disconformes con las cuantías a principios de este mes. En ella se comprometió a trasladar al Sergas las demandas de los vecinos y les emplazó a próximas reuniones para continuar con esta línea de contacto permanente.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia


FaroEduca