25 de junio de 2019
25.06.2019

Del día grande de las fiestas de Poio a la patrona de la morriña

La procesión de San Xoán da el relevo hoy a los ritos en honor a la santa de Tambo, Trahamunda, y la subida a San Martiño

25.06.2019 | 02:08
Las hierbas para los brebajes que espantan los malos espíritus. // G. Santos

Tras la resaca de la noche de las cacharelas, Poio se puso de gala ayer para celebrar el día de su patrón, San Xoán. Fue en una multitudinaria procesión por el monasterio que lleva su nombre, que estuvo completamente abarrotada por vecinos que quisieron honrar al bautista. Uno de los momentos más emotivos de la jornada llegó con la mano de las corales Virxen da Renda y Casa Rosada que interpretaron con la Banda de Arcade, el himno local.

Acompañado por una planta de maíz, como avogoso de las cosechas de pan, la imagen de San Xoán volvió a recorrer ayer los pasillos del monasterio en una procesión que se prolongó durante el exterior del mismo. Fue durante los ritos religiosos en honor al patrón de Poio, en el que muchos vecinos acudieron a su cita tradicional en el día festivo.

Fue doce horas después del inicio de las cacharelas cuanto los actos paganos del solsticio de verano dieron paso a la misa solemne de San Xoán que estuvo acompañada por los coros de las corales de Virxen da Renda y de la Casa Rosada, además de la Banda de Música de Arcade, que acompañó la tradicional procesión. Precisamente uno de los actos más emocionantes de la jornada se produjo cuando los tres grupos musicales se unieron para interpretar, por segundo año consecutivo, el himno de Poio.

El final de los actos en honor a San Xoán estuvo marcado por la música, con la actuación de la Banda de Arcade, que deleitó a los presentes con temas populares. El concierto fue la antesala de la verbena que se celebró, ya por la noche en A Seca, que estuvieron amenizadas por Palladium y Ritmo Xoven.

Los ritos religiosos continúan en el municipio con el día dedicado a Santa Trahamunda. Cuenta la leyenda que esta santa vivía en el convento de San Martiño de la Illa de Tambo, fue raptada en una incursión de los moros y estuvo recluida once años en Córdoba hasta que un 23 de junio le pidió a Dios estar en Poio al día siguiente, por San Xoán, apareciéndosele un ángel con una rama de palmera con la que viajó de vuelta al municipio, donde plantó el vegetal cerca del monasterio, que se mantuvo hasta el siglo XVI. Por ello que está considera como la patrona de la morriña. Y su sepulcro, de estilo suevo-visigótico, se conserva en la capilla mayor del monasterio.

La misa en honor a la santa de Tambo empezará a las 12 horas y será cantada con la actuación de la Coral Virxe de Fátima. Tras la salida de la procesión, se llevará a cabo la subida a San Martiño, acompañado por las gaitas de la asociación folclórica Vides Novas. Sobre las 13 horas, actuarán la Banda de Música de O Rosal.

La celebración continuará esta noche en A Seca a partir de las 20 horas. Será con un actividad dedicada a los niños con el espectáculo de Circo Chosco presentando Forzudos. Será la previa antes del inicio de la verbena popular que estará amenizada por las orquestas Olympus y La Oca Band.

Ya mañana, San Xoán y Santa Trahamunda le pasarán el relevo a San Fructuoso. Su misa, de nuevo en el monasterio, arrancará a las 12 horas con la Coral Virxen da Renda y con la Banda de Música de Redondela, que ofrecerá un concierto a partir de las 13 horas.

Por la tarde, de nuevo en la programación festiva los protagonistas serán los niños. Será con el espectáculo de animación infantil Dani García, presentando Código-Maxia en A Seca antes de la verbena de cierre de las fiestas que contará con las orquestas América de Vigo y Marbella, en la que será la actuación más especial de la banda poiense que cumple 20 años de historia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia


FaroEduca