11 de septiembre de 2018
11.09.2018

Un nuevo recurso suspende por segunda vez el plan de reforma de las piscinas de Campolongo

En julio una de las empresas aspirantes obligó a aplazar la adjudicación aunque no se le dio la razón y ahora otra compañía mantiene en el aire la gestión del complejo deportivo

11.09.2018 | 03:26
Interior de las piscinas de Campolongo. // G. Santos

Cuando parecía que todo estaba resuelto, las gestión de las piscinas de Campolongo se topa, por segunda vez en apenas tres meses, con un nuevo obstáculo en el camino hacia su regularización y, sobre todo, para modernizar unas instalaciones que hace tiempo que quedaron obsoletas. Si en julio pasado este proceso ya quedó momentáneamente paralizado a causa de un recurso administrativo de una de las empresas aspirantes, Carpa, ahora es otra compañía que no ganó el concurso, Ferrovial Servicios, la que sigue la misma vía y vuelve a dejar en el aire una obra de más de 4,5 millones de euros en unas instalaciones que utilizan cientos de usuarios a diario.

Después de años de prórrogas irregulares y concursos frustrados, el Concello había logrado seleccionar a la empresa Serviocio, la misma que asumía el recinto hasta ahora, para gestionar las piscinas hasta el año 2038 y, lo que era más importante, invertir más de 4,5 millones en su modernización.

Sin embargo, este largo proceso no acaba de cerrarse. Tras resolverse el primer caso favorablemente al Concello, que incluso aprobó en agosto una adjudicación definitiva, ahora el asunto vuelve a suspenderse a raíz de un segundo recurso administrativo ante el Tribunal de Contratación Pública de Galicia, que tiene dos meses para decidir. Mientras tanto, está en vigor una suspensión cautelar

La medida no solo retrasa la regularización de las piscinas de Campolongo varias semanas más, sino que aplaza de nuevo, sin calendario concreto la reforma integral del recinto, una vieja necesidad de unas instalaciones que ya suman más de 25 años de funcionamiento sin una mejora en profundidad.

Fue a principios de julio cuando se seleccionó a Serviocio por veinte años más. Dos meses después, todo sigue igual. Presentó una oferta económica de 4,6 millones de euros y una reducción del 100% de las tarifas sociales para determinados colectivos, con otra del 2,5% en las tasas generales. También se comprometía a abonar 60.000 euros de canon anual y no hace uso del millón de euros públicos de inversión ofrecidos por el Concello para asumir la reforma de las instalaciones.

Oferta elegida

El recurso de la empresa Carpa que desestimó el citado tribunal administrativo autonómico en agosto se centraba en su exclusión durante el proceso de selección, mientras que el de Ferrovial actual incide en la última adjudicación definitiva a Serviocio.

Su oferta, la elegida en su día, sigue en suspenso, así como medidas incluidas en ella como un mayor horario de apertura de las instalaciones sobre los mínimos exigidos por el Concello que se resume en un mayor horario de invierno, iniciando la actividad a las 6.45 horas y finalizando a las 23.30 horas, con horario continuado los sábados desde las 9.00 hasta las 21 horas y en época estival se mejora la propuesta mínima con la apertura de los domingos por la mañana.

En la gestión de la piscina, Servicio proponía también un incremento de las calles para actividades programadas por el Concello. Sobre una reserva de 60 módulos horarios a lo largo de la semana, la empresa hace una propuesta total de 212 módulos horarios al Concello, lo que supone un incremento de 253%. Todo esto, que sirvió en julio para tratar de resolver años de irregularidades administrativas, continúa dos meses después en el aire a la espera de la resolución del recurso de otra de las aspirantes, según admitió ayer el concejal de contratos, Raimundo González Carballo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook