22 de mayo de 2018
22.05.2018

Tres detenidos por varios robos en establecimientos de Sanxenxo y Marín

Fueron sorprendidos tras entrar la pasada madrugada en un estanco de Vilalonga y en la oficina de Correos de Portonovo

22.05.2018 | 15:28
El vehículo en el que huyeron y los efectos intervenidos por los agentes.

La Guardia Civil detuvo esta madrugada a tres vecinos de Noalla como presuntos autores de tres robos cometidos durante las últimas horas en distintas localidades de los municipios de Sanxenxo y Marín.
Los hechos sucedieron durante la última madrugada cuando una dotación de la Policía Local de Sanxenxo alertó a la Guardia Civil de un robo que se había perpetrado en un restaurante-estanco en Vilalonga, en donde se apropiaron de la recaudación de la máquina expendedora de tabaco y la caja registradora del restaurante. Alertadas las patrullas de seguridad ciudadana del puesto principal de la Guardia Civil de Sanxenxo que estaban próximas a la zona, se hizo una batida por el entorno y se pudo localizar a un vehículo seat-Ibiza que estaba vinculado con un robo que se había perpetrado el día anterior en Marín.
Al intentar pararlo, el vehículo aumentó considerablemente la velocidad hasta ser interceptado en el lugar de A Vichona y, pese a que en un principio los ocupantes consiguieron darse a la fuga, dos de ellos fueron localizados y detenidos instantes después. En el interior del vehículo se encontraron varios teléfonos móviles, un pasamontañas negro y varias cajetillas de tabaco.
A raíz de esta actuación se tuvo conocimiento de que esa misma madrugada habían entrado en la Oficina de Correos de Portonovo, forzando la puerta de entrada. Del interior del local se llevaron la paquetería que estaba detrás del mostrador y varios teléfonos móviles, entre los que figuraba uno de los que se localizó en el interior del coche. Durante el transcurso de la instrucción de las diligencias, esta misma mañana se personó en el Puesto de la Guardia Civil de Sanxenxo la persona que supuestamente conducía el vehículo, alegando que se había dado a la fuga porque llevaba consigo una pequeña cantidad de estupefacientes para consumo propio. Pese a que se personó en el cuartel con otra indumentaria distinta para pasar desapercibido, fue identificado y detenido por su implicación en los mismos robos. El coche que conducía resultó ser propiedad de su abuelo. Los detenidos: S.L.D., de 25 años, C.C.F., de 21 y A.R.P.O., de 18 años, todos ellos con domicilio actual en Pontevedra, pasarán en las próximas horas a disposición del Juzgado de Instrucción nº 4 de Cambados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook