31 de octubre de 2018
31.10.2018

Reclusos restauran enseres de bebé donados en los colegios para madres en riesgo social

Hubo 78 beneficiarias en 3 años -"Conciencia contra la cultura de usar y tirar, y los internos se sienten dignificados al ayudar"

31.10.2018 | 03:14
Responsables de Redmadre y de Apes, con uno de los carritos que se donarán. // Iñaki Osorio

Es un proyecto a tres bandas, una cadena de favores. Los protagonistas de cada eslabón dan, pero a la vez también reciben un beneficio. Las familias que ya no emplean los enseres infantiles de sus hijos -carritos, tronas, sillas de retención para el coche, cambiadores o bañeras- se conciencian de que el objeto que acumula polvo y telarañas en la buhardilla sería muy útil para otra persona con pocos recursos. Los niños aprenden con el ejemplo. Las beneficiarias son madres en riesgo social o con una situación de vulnerabilidad, que agradecen la ayuda. Y en el medio de la cadena juegan un rol clave personas que cumplen una condena y participan voluntariamente, sin ningún beneficio penitenciario, solo por el fin social. Re-chupete es un proyecto que se implantó en Ourense, y fue pionero en toda España, en el que colaboran las asociaciones Redmadre y Apes, con financiación de la Diputación. Reclusos del centro penitenciario de Pereiro de Aguiar revisan, reparan o remozan los enseres donados en los colegios para progenitoras sin posibles que los necesitan.

"Es un proyecto que consigue mucho. En los colegios ayuda a concienciar sobre las necesidades de otras personas, sobre el reciclaje y la solidaridad frente a nuestra cultura de la acumulación superflua y del usar y tirar. Para los internos en Pereiro es un trabajo voluntario en el que pueden ayudar a los demás. Ven que no son apartados y se sienten dignificados. Las madres que lo necesitan reciben enseres en un buen estado, porque a muchos solo les faltaba una limpieza", subraya Coloma Viúdez, presidenta de Redmadre en Ourense.

El proyecto Re-chupete, en el que la diseñadora gráfica Lía González colaboró confeccionando el cartel descriptivo, despierta "ilusión" y una gran receptividad en los colegios que lo piden, según la responsable de la iniciativa, Manoli Vázquez. En la experiencia piloto del curso 2015-16, participaron Colegio Carmelitas Vedruna, Salesianos María Auxiliadora y Maristas Santa María. Este año se ha extendido a todos los interesados.

"Ven que las cosas que ya no usan pueden ser aprovechadas por otras personas. Ningún colegio de los que participan ponen reparos, pese a que algunos tengan limitaciones de espacio". La iniciativa arrancó en el curso 2015-16 y, en estas tres ediciones, a falta de cerrar los datos de 2018, se han beneficiado 78 madres y sus respectivos hijos. El círculo que se forma gracias a la solidaridad conlleva que, en algunos casos, se forman lazos y las progenitoras expresan su gratitud a los internos por carta, cuenta Susana Pérez, de Apes, una entidad sin ánimo de lucro que trabaja para la prevención de la exclusión social y de conductas de riesgo, desarrollando su intervención en prisión.

Los reclusos hacen en sus talleres tareas de limpieza y de reparación con los enseres que los voluntarios llevan al penal. Redmadre conoce a las progenitoras que pueden necesitar la donación a través de los programas de atención "Nai" y "Anxela". La entidad facilita la maternidad de mujeres en riesgo social, por razón de su embarazo -pérdida de su trabajo o estudios, abandono de la pareja o de la familia-, o están en situación de vulnerabilidad, por inmigración, emancipación precoz, falta de recursos o una discapacidad. La oenegé interviene en la ciudad desde 2009. Prestan su labor, además de la directiva, una educadora social, una psicóloga y varios voluntarios. Su sede se ubica en Barrios Sibelo, 1.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia