23 de mayo de 2015
23.05.2015

Elecciones en Galicia 2015

El PP echa el resto en Moaña con Sáenz de Santamaría y los partidos en Cangas y Bueu cierran en clave local

-El aspirante Fervenza aprovecha la visita de la vicepresidenta del Gobierno para entregarle el proyecto para recuperar la isla de Samertolaméu -Sotelo apuesta por dedicar el 10 por ciento del presupuesto a promoción de empleo -Juncal pide el apoyo porque "non é o momento de parar"

23.05.2015 | 02:36

La campaña electoral concluyó anoche en O Morrazo con una multitud de actos de partido. Todos los candidatos quisieron apurar hasta última hora para explicar sus propuestas o darse un baño de masas de cara al reto que suponen las elecciones municipales de mañana. La presencia de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, en Moaña consiguió desviar los focos hasta este municipio, en donde más se volcaron los partidos en el último día de campaña. Del resto de formaciones que gobernaron en los últimos cuatro años, el PP de Cangas eligió una plaza fuerte y José Enrique Sotelo ofreció un mitin en su tierra, en Aldán. Por su parte el BNG de Bueu optó por un mitin y una fiesta en el pabellón de Beluso.

La candidatura que lidera José Fervenza en el PP de Moaña logró llenar el pabellón de A Xunqueira. El aspirante a repetir en la Alcaldía se arropó con el dirigente provincial del partido, Rafael Louzán, y con el secretario general del PPdeG, Alfonso Rueda. Pero el plato fuerte fue el de la vicepresidenta del Gobierno, que cerró su campaña en la villa moañesa tras participar en un acto en Vigo.

Louzán y Rueda reclamaron el apoyo suficiente para que el PP alcance una mayoría absoluta que no logró hace cuatro años, "porque non queremos bipartitos nin tripartitos", aseguró el presidente provincial. Alfonso Rueda, por su parte, defendió ante los presentes que "o PP é o voto serio e responsable".

Sáenz de Santamaría, que fue recibida con intensos aplausos por los simpatizantes del Partido Popular, recibió de manos de Fervenza el proyecto para recuperar la isla de Samertolaméu, propuesta que valoró "porque se ve que el alcalde no pierde las oportunidades que le surgen" y para la que prometió "hacer todo lo posible".

La propia Sáenz de Santamaría puso en valor su visita a Moaña para cerrar su campaña por todo el Estado y pidió a los presentes que apoyen a su formación "porque Moaña merece un gobierno con estabilidad, con proyectos y criterios". La vicepresidenta aprovechó para defender la gestión del PP al frente del Gobierno central, asegurando que "demostramos que sabemos gobernar, generamos riqueza, bienestar y puestos de trabajo. El PP ha sabido sacar a España de las crisis siempre".

Después de que Fervenza volviese a pedir una mayoría absoluta los asistentes disfrutaron de unos pinchos con hinchables para los pequeños. También hubo una actuación musical.

Jugando en casa, como es tradición y se encargó de destacar, despidió el alcalde cangués, José Enrique Sotelo, la campaña electoral. Lo hizo manifestando ante el público que se dio cita en la Casa do Mar de Aldán que dejaba un concello "mellor do que encontramos no ano 2011" y comprometiéndose a que el Bosque Encantado sea público este verano. "Chegaremos a un acordó cos propietarios ou se non o expropiaremos, pero non pode estar máis tempo neste estado", señaló. El de ayer fue el último de los 22 actos y 15 reuniones sectoriales que el líder del Partido Popular ha realizado desde el pasado 8 de mayo, y en él hizo hincapié en que su gran prioridad para los próximos cuatro años en caso de tener responsabilidades de gobierno sería el empleo. En este sentido, se comprometió a destinar al menos el 10 por ciento de los presupuestos municipales a iniciativas de promoción de empleo así como al desarrollo del polígono de Castiñeiras, "para o cal en breve teremos un estudio de viabilidade, o que suporía a construcción de 400.000 metros cadrados de solo industrial".

Otro de los puntos programáticos del programa popular, como destacó Sotelo en su intervención, será el de las infraestructuras, como medio para poder crecer de forma sostenible. Y ahí el regidor habló de la construcción de la primera variante de Cangas, que uniría la avenida de Marín con la PO-551 pasando por las instalaciones deportivas de Verín (Coiro). También se apostó por la variante O Viñal-O Doade y por construir la primera fase de la urbanización de la carretera provincial que une O Viso e Igrexario. Por último, el candidato del PP no se olvidó de mejorar la infraestructura sanitaria, para lo que se comprometió a poner en marcha el hospital de día de O Morrazo para lo que "poremos a disposición da Consellería de Sanidade terreos en tres puntos diferentes para a súa elección".

Ruta por el rural de Bueu

La parroquia de Beluso fue el lugar elegido por el BNG de Bueu para cerrar una campaña electoral en la que el alcalde y candidato nacionalista, Félix Juncal, recorrió más de un centenar de kilómetros en sus rutas por el rural. Ésa fue precisamente una de sus promesas en la despedida del mitin en la Casa do Pobo: repetir este tipo de iniciativas durante los próximos cuatro años, si resulta elegido, para intensificar el contacto con los vecinos y realizar un seguimiento de obras y actuaciones pendientes. "A política faise co contacto diario coa xente, esa é verdadeira democracia. Non vale convocar mítines e asembleas agora, iso é algo que hai que facer sempre", afirmó en su discurso en la Casa do Pobo. En el cierre de campaña ante los vecinos de Beluso comprometió la rehabilitación del centro cultural de Curraces o la humanización de la Recta do Peón.

El BNG tiene la posibilidad de conseguir su tercera mayoría absoluta consecutiva y en caso de lograrlo todo parece indicar que será el inicio de un nuevo ciclo. "Cumprimos un periodo de oito anos de realidades e de promesas. Agora estamos nese momento de madurez política e a xente nova que se incorpora a este proxecto ten que coller experiencia para seguir mellorando e avanzando", afirmó Félix Juncal. El regidor buenense no desaprovechó la última oportunidad para solicitar el voto a los vecinos y aseguró durante su intervención que "este non é o momento de parar; cando hai un proxecto sólido que coñece a realidade e no que a xente confía en el hai que seguir avanzando".

Una vez concluido el mitin el cierre final de la campaña se trasladó a pocos metros de distancia de la Casa do Pobo. El BNG tenía prevista una fiesta en el parque Xosé Novás, aunque finalmente se trasladó al interior del pabellón deportivo de Beluso debido a que el tiempo no invitaba a permanecer al aire libre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook