09 de marzo de 2020
09.03.2020
Faro de Vigo

Bueu culmina su Entroido con la quema del Paxaro do Mal Agoiro

El concurrido desfile concluyó en la playa de Banda do Río, donde la emblemática figura fue pasto de las llamas

09.03.2020 | 02:05

Las previsiones meteorológicas obligaron hace una semana a aplazar el Enterro do Paxaro do Mal Agoiro, el acto cumbre del Entroido de Bueu. El tiempo, nunca mejor dicho, demostró que fue una decisión acertada. El desfile finalmente se celebró ayer y el Paxaro do Mal Agoiro fue acompañado en su último vuelo por una multitud, entre comparsas, murgas, grupos y los vecinos que asistían al evento como público. Al final el muñeco expió sus pecados bajo el fuego regenerador en la playa de Banda do Río. ¡Ya queda menos para el Entroido del 2021!

Las llamas lo consumieron tan rápido que el Paxaro do Mal Agoiro no tuvo tiempo de decir ni pío. Bueu puso ayer el broche a su Entroido con el tradicional desfile que concluye con la quema de la icónica figura en la playa de Banda do Río, una marcha multitudinaria pese a que tuvo que celebrarse con una semana de retraso.

La jornada de ayer amaneció con lluvia y mal tiempo, pero a diferencia de hace una semana las previsiones apuntaban que las condiciones meteorológicas iban a mejorar durante el transcurso de la jornada. Así fue y pasadas las cinco de la tarde la gran marcha arrancó desde el entorno del Centro Social do Mar. Al frente iba el desdichado Paxaro do Mal Agoiro, que aprovechaba sus últimos momentos para "revolotear" de un lado a otro con la ayuda de unos zancos. Con él iban comparsas y murgas de Bueu, pero también de Marín, con sus disfraces y canciones.

El desfile recorrió la Avenida Montero Ríos hasta llegar al barrio de Banda do Río. A la altura de la calle Francisco Escáneo giró para luego recorrer la calle Pazos Fontenla y volver hacia Montero Ríos después de bajar por Castelao. Fue más de una hora y media de marcha por las calles del centro de Bueu y hasta que finalmente se llegó a la playa de Banda do Río.

Primero hubo una breve espera para permitir que llegasen y se concentrasen por la zona los participantes en el desfile y finalmente el fuego hizo su función. Fue casi un visto y no visto debido a la voracidad con la que las llamas dieron cuenta del Paxaro do Mal Agoiro.

Con este entierro se entregaban también los premios finales del Entroido de Bueu, que entre este desfile y el del Enterriño da Sardiña repartió cerca de 6.000 euros. As Tinta Femia, que debutaban este año, se estrena con un primer premio en la categoría de comparsas. El segundo fue para Os do Pinsel y el tercero lo compartieron As Faltriqueiras y Os Kantaclaro.

En la modalidad de agrupacions de más de quince componentes el primer premio fue para Casa do Rural, el segundo para la Asociación Cultural Alfombras Bueu y el tercero para Vimos de Beluso. En la modalidad de grupos de entre tres y quinte integrantes había dos galardones: el primero fue para Oficios sin beneficios y el segundo para Os reboltosos de San Xulián. En la categoría de parejas los galardonados fueron Sergio Martínez y Rocieros de Marín, mientras que el jurado decidió dejar desierta la modalidad de disfraces individuales. El tribunal estaba compuesto por Manuela Millán, en representación del Concello de Bueu; las concejalas Ana Isabel Otero (BNG) e Isolina Otero (PP); el presidente de la Comisión de Festas Patronais de Bueu, Celso Dopazo; y Eva Juncal y Purificación Pazó, de la Asociación Cultural Costumes de Cela.

Festivales

Texto El Enterro do Paxaro do Mal Agoiro estuvo precedido por dos festivales de comparsas del Bueu Atlético, que se celebraron simultáneamente en la noche del sábado en el Centro Social do Mar y en la Casa do Pobo de Beluso. Al final, el mal tiempo del pasado domingo le permitió a Bueu estirar una semana más su carnaval y disfrutar de la fiesta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
FaroEduca