11 de septiembre de 2019
11.09.2019

Los padres de alumnos de Tirán acogen con escepticismo las restricciones del Camiño Escolar Seguro

11.09.2019 | 02:21

Además de los colegios en obras en Cangas, en Moaña todos los ojos están puestos en el CEIP Tirán, debido a que entra en funcionamiento el Camiño Escolar Seguro construido a lo largo del verano y que, entre otros cambios, establece una dirección única entre la carretera general (PO-551) y el Cruceiro de Fazáns. Los coches particulares no podrán subir por esta zona. El doble sentido se limita a los autobuses escolares y vehículos autorizados como ambulancias.

A estas restricciones se suman la recomendación de que el estacionamiento de coches particulares se limite a un tiempo de cinco minutos.

Ayer el centro escolar convocó una reunión a la que asistieron responsables del Concello y técnicos para explicar el funcionamiento del Camiño Escolar, así como los padres. En principio las restricciones y nuevas orientaciones no fueron recibidas de buen grado por buena parte de los padres, que mostraron en la reunión su descontento y disconformidad con la medida adoptada por el Concello.

Aunque las autoridades se comprometieron a ser flexibles en los primeros días del curso con la aplicación de las nuevas normas, sí que incidieron en la necesidad de que las familias cambien de hábitos, apostando en mayor medida por el ascenso al centro de niños y padres caminando. Para ello, los profesores recibirán desde las 9.10 horas a los pequeños que suban andando, además de a aquellos que llegan a clase en autobús.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
FaroEduca