09 de septiembre de 2019
09.09.2019

Más de 2.500 personas asisten al certamen en su primer fin de semana de actividades

Las proyecciones del Área Social y de las Secciones Galicia R y España llenaron el Centro Social do Mar -El monólogo de Miguel Lago, otro de los actos que arrastró más público

09.09.2019 | 02:04

El arranque de la programación del Festival Internacional de Cortometrajes de Bueu ha estado acompañado por el favor del público, que ha respondido al amplio abanico de posibilidades ofertado por la organización. De este modo, más de 2.500 personas han participado en las actividades programadas durante el fin de semana desde que el viernes se levantó el telón a la decimosegunda edición del festival cinematográfico.

Sin que el plato fuerte del FICBueu, la Sección internacional, haya comenzado (lo hará hoy), el Centro Social do Mar ya ha registrado los primeros llenos en las distintas proyecciones que ha habido. Así, se ha completado el aforo en el acto inaugural del viernes, en el que se proyectaron los trabajos realizados dentro del Área Social y en los obradoiros, pero también ha sucedido lo mismo para ver los cortos de las Secciones Galicia R (el sábado) y España (ayer), ambos a concurso. El auditorio buenense también presentó su mejor cara para asistir al monólogo que el cómico y presentador Miguel Lago desarrolló en la noche de ayer, en uno de los eventos estrella de las actividades paralelas de este año.

La respuesta también ha sido buena en las actuaciones musicales programadas, especialmente en las sesiones vermú de ayer y el sábado, amenizadas por Iván Rodríguez Covers y High paw meets Mr. Mou, respectivamente. Unas 300 personas acudieron a ambas actuaciones, las mismas que pudieron presenciar a AJB Collective en los prolegómenos del inicio del festival el pasado viernes. El concierto de Enric Montefusco, en cambio, no tuvo la respuesta esperada de público, a pesar de lo atractivo de la propuesta.

La retransmisión del programa radiofónico Carne Cruda, con Paco Plaza y María Vázquez como invitados, congregó a dos tercios del auditorio. Propuestas más específicas, como las charlas y coloquios matinales, también tuvieron su público, al igual que una de las secciones que se estrenaban en la presente edición, la Experimental. Emitida desde una sala más reducida en el Museo Massó tuvo medio centenar de espectadores cada día entre las dos sesiones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Comeza un ano máis o Concurso Illas Cíes no que os nenos e nenas de Vigo nos contan como ven eles as Illas Cíes

FaroEduca