18 de abril de 2019
18.04.2019

Portos informó a favor del paseo de Domaio y el bipartito acusa a Fervenza de boicotear la obra

El jefe de seguridad del organismo dio su visto bueno a la propuesta para conectar la senda con la PO-551 -El gobierno local alega que el PP quiere impedir la firma del convenio antes de las elecciones

18.04.2019 | 02:08
Punto en el que concluyen los tramos ejecutados del paseo de Domaio. // Gonzalo Núñez

La reunión de esta semana entre la conselleira do Mar, Rosa Quintana, y el presidente de Portos de Galicia, José Juan Durán, con el candidato del PP en Moaña, José Fervenza, arrojó leña a la precampaña de las municipales. De esta cita Fervenza concluyó que el bipartito no había presentado una propuesta técnica para desbloquear la obra del paseo de Domaio. El gobierno municipal, sin embargo, hizo público el informe favorable del jefe de área de Infraestruturas, Medio Ambiente e Seguridade de Portos, en el que da su visto bueno al añadido al proyecto original remitido desde Moaña a comienzos de abril. Sobre dicha propuesta el técnico de Portos habla de una "correcta definición da actuación a executar, acotada e axeitadamente escalada". También asegura que "non existe inconvinte en que se autorice a sinalización do paso de peóns". Rechaza autorizar la señalización de la senda peatonal "por non ser o organismo competente".

Dicho informe se emitió el 4 de abril y desde su recepción el bipartito quedaba pendiente solo de que Portos firmase el convenio por el que se espera desde hace justo un año, para que el Concello pueda ejecutar la tercera fase del paseo de Domaio, con cargo a una ayuda de la Diputación, en terrenos del organismo gestor de los puertos gallegos.

El presunto cambio de criterio de la Xunta desvelado en la reunión con Fervenza sentó como un jarro de agua fría en el gobierno moañés. El concejal de Urbanismo, Odilo Barreiro, atribuye directamente la responsabilidad al candidato del PP "que lle pediu a Portos que paralice a sinatura do convenio para que non se inicien as obras antes das eleccións municipais".

Según Barreiro, "non é entendible que o PP local interveña na Consellería para impedir que vaia adiante esta demandada infraestrutura. Entendemos que todos os grupos da corporación deben traballar para mellorar a vida dos moañeses", argumenta.

Barreiro concluye que las conclusiones que extrae el candidato del PP de su reunión con Quintana y Durán "contradín radicalmente o informe emitido polo xefe de área de Portos".

La alcaldesa, Leticia Santos, volvió a ponerse en contacto con el departamento jurídico de Portos "e a persoa ao cargo do noso convenio confirmoume que estaba todo ben". Por lo que atribuye también la reunión de esta semana "ao uso partidista que fai o PP de Portos de Galicia". Le trasladó esta situación a la Asociación de Veciños Monte Faro de Domaio y alega que el Concello quiere acabar el paseo "ante a incapacidade ou desinterese de Portos de concluir unha obra coa que se comprometeu vai máis de 10 anos". La alcaldesa también rechaza las acusaciones de poner en peligro a los peatones "porque unha situación de inseguridade é a que existe agora, co tramo final deste paseo sen rematar".

La candidata del PSOE y teniente de alcalde, Marta Freire, insiste en que el Concello sí que remitió la documentación solicitada y recibió la respuesta. "Non consentiremos que a Xunta minta á nosa veciñanza e moitos menos que o PP de Moaña sexa o seu cómplice", asegura alegando que Fervenza "faille o xogo á Xunta incluso en contra da militancia do seu propio partido".

El añadido al proyecto original sobre el que informaron los técnicos de Portos es una solución redactada por el arquitecto municipal para ejecutar una salida de preferencia peatonal entre el futuro paseo y las aceras de bajada al muelle desde la carretera general (PO-551).

El añadido incluye un paso de peatones de cinco metros de largo, con bandas transversales de 50 centímetros, en disminución cara el norte, que se enfrenta al acceso de vehículos hacia el club de jubilados. Este paso de peatones partirá del final del paseo marítimo y lo conectará con la otra parte del añadido: una zona peatonal preferente.

Esta zona peatonal se señalizará horizontalmente y se separará físicamente de la zona de tráfico por unos pivotes de goma a ras de suelo. Tendrá el mismo ancho que la acera actual y discurrirá por el margen izquierdo de la bajada al muelle. Conectará con el tramo de acera ya construido en este cruce para finalizar en la propia carretera general.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

FaroEduca