22 de octubre de 2018
22.10.2018

Investigan a un vecino de Cangas por comercializar por Internet un producto con falsas propiedades curativas

Se trata del MMS, una mezcla de un depurador de aguas para consumo humano, que vendía con el nombre de "Depur"

22.10.2018 | 14:11
Una vista del interior de la sede social de la empresa, en Cangas.// Cedida Guardia Civil

La Guardia Civil está investigando penalmente a un vecino de Cangas, acusado de un presunto delito contra la salud pública, por comercializar a través de internet un producto tóxico, denominado MMS, que ofrece falsas propiedades curativas para todo tipo de enfermedades y que lo comercializaba ya elaborado con el nombre de "Depur".

El MMS (Miracle Mineral Solution) o SMM (Solución Mineral Milagrosa), es el resultado de la mezcla del clorito de sodio, usado habitualmente como depurador de aguas para el consumo humano, con el ácido clorhídrico, que actúa como activador, dando lugar al dióxido de cloro (MMS), al que le atribuyen falsas propiedades curativas, tomándola en gotas diluidas en el agua u otra bebida.

Se trata de un producto, cuya comercialización y publicidad ha sido prohibida en el año 2010 por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios al constatar su potencial riesgo para la salud.

Las investigaciones se iniciaron el pasado mes de septiembre cuando el Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Cangas tiene noticia sobre la venta online de un producto comercializado como suplemento alimentario, que carecía de autorización.

Las pesquisas iniciales llevaron a los investigadores a la página web de una empresa que tiene su domicilio social en Cangas de O Morrazo (Pontevedra), cuyo objeto es el comercio al por menor por correspondencia e Internet de productos de estética, cosmética, nutrición, mantenimiento y cuidado corporal.

En esta página web, el administrador anunciaba la venta los dos compuestos químicos del MMS: clorito de sodio y ácido clorhídrico, además del producto acabado, que lo comercializaba con el nombre de "Depur".

A través de otra página web, vinculada con la anterior y relacionada con el administrador único de la misma empresa, se aportaba información sobre el clorito de sodio y sus "beneficios", además de enlaces a videos que muestran la elaboración y testimonios de curaciones por la toma del producto, así como protocolos de actuación y dosificaciones.

La publicidad del MMS se completaba con un anuncio en un conocido portal de ventas en Internet.

La investigación concluyó con la inspección de la sede social de la empresa en Cangas donde se almacenaba, elaboraba y distribuía este producto considerado ilegal, en el ámbito farmacéutico y sanitario. Se incautaron preventivamente cerca de cien litros de los distintos compuestos químicos que conforman el MMS y una importante cantidad de envases con el producto ya elaborado (Depur).

Finalizó la operación con la investigación penal del administrador único de la empresa como supuesto autor de un delito contra la salud pública, por dedicarse a la elaboración y venta de un producto que publicitaba con propiedades curativas, estando prohibida su comercialización por la Agencia Española de los Medicamentos.

En el desarrollo de las investigaciones y de las inspecciones que se llevaron a cabo participaron efectivos del Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil y de la Patrulla del Seprona de Cangas (Pontevedra).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Comeza un ano máis o Concurso Illas Cíes no que os nenos e nenas de Vigo nos contan como ven eles as Illas Cíes

FaroEduca