02 de diciembre de 2014
02.12.2014

Detenido por robar más de 600 litros de carburante de siete autobuses aparcados en Cangas

Se trata de un vecino de A Cañiza de 42 años »Otro apresado de Poio por robar 11.000 euros en camiones de golosinas y jamones

02.12.2014 | 02:49
Autobuses de Monbus estacionados en el vial de A Rúa, de acceso al corredor, en Cangas. // Santos A.

Un vecino de A Cañiza, en la comarca pontevedresa de A Paradanta, cuya identidad responde a las iniciales JM.A.C., de 42 años, fue detenido por la Guardia Civil como supuesto autor de siete delitos de robo con fuerza en autobuses estacionados en la localidad de Cangas. El detenido se apoderó del carburante de los depósitos forzando la tapadera de cada vehículo y según la Guardia Civil llegó a sustraerar más de 600 litros de gasóleo.

La detención se produjo como resultado de las investigaciones que los componentes del puesto de la Guardia Civil de Cangas realizaron tras la denuncia de la empresa afectada, Monbus, que se encarga del transporte público por carretera en esta comarca. La comunicación de la Guardia Civil no confirma el lugar donde estaban estacionados los autobuses cuando se cometió el robo, aunque esta empresa, y por falta de cocheras, deja los vehículos de noche en el vial de acceso al enlace al corredor, en A Rúa, y no es la primera vez que sufre robos de este tipo. Desde Monbús señalan que el robo se produjo hace unos quince días y que la detención se produjo tras identificar la matrícula de un vehículo que había vuelto al día siguiente a los autobuses.

El vecino de A Cañiza que resultó detenido como supuesto autor pasó a disposición judicial en el juzgado de Instrucción número dos de Cangas y tras prestar manifestación, quedó en libertad con la obligación de presentarse en dichas dependencias cuando fueraa requerido.

El empresario de Monbus, Raúl López, asegura que esta zona es de las pocas de Cangas en donde la empresa puede estacionar los autobuses ya que carecen de cocheras y el Concello no da facilidades:"Es como si fuéramos una empresa apestada". Recuerda que el Concello se opuso a que la empresa cerrara la estación de autobuses por motivos de seguridad y que su intención era poder estacionar en estas instalaciones y en sus cercanías, pero dice que es el único Concello en donde no se les facilitan zonas reservadas en espacios públicos: "A las empresas hay que exigirles pero también respetarlas y ayudarlas. A pesar de todo estamos ahí, prestando un servicio de transporte público necesario y encantados con una clientela fiel".

Respecto al cambio de estacionamiento de los autobuses, que por la noche quedan también al otro lado del vial de A Rúa, en la acera donde se va a edificar Mercadona, confirman que nada tiene que ver con la investigación del robo.

Por otra parte, la Guardia Civil también procedió a la detención de un vecino de Poio, cuya identidad responde a las iniciales M.J.J, de 33 años de edad, como supuesto autor de cuatro delitos de robo con fuerza en camiones de reparto estacionados en Cangas y también en Arcade (Soutomaior). Las mercancías sustraídas consistían en golosinas, jamones y embutidos, y productos lácteos, con un valor en torno a los 11.000 euros.

Los robos se perpetraron en horas nocturnas y aprovechando que los vehículos estaban cargados con productos que al día siguiente iban a repartir. El detenido, que cuenta con antecedentes policiales, fue conducido a las dependencias policiales donde después de instruir las correspondientes diligencias, quedó en libertad con la obligación de presentarse ante el juzgado número uno de la localidad de Cangas cuando fuera requerido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook