10 de septiembre de 2009
10.09.2009

Moaña salta al terreno de juego

El Concello inaugura el campo de fútbol, primero con hierba artificial del municipio

10.09.2009 | 12:41
Moaña salta al terreno de juego

"Me traerá muchos recuerdos y muy emotivos, de alegrías y de fiestas por los triunfos, y también de disgustos", asegura Fernando del Río Pérez, que fue uno de los jugadores que formó parte de aquella primera plantilla del Club Deportivo Moaña que el 24 de agosto de 1977 inauguró el mítico campo de A Xunqueira, ya desaparecido. El ex jugador moañés, que también lo fue del Alondras, incluso capitán; y del Compostela estará hoy, como otros tantos vecinos y deportistas del municipio en la inauguración del nuevo campo de fútbol de Moaña, en O Casal. Los actos empiezan a las 19.30 horas tras el pasacalles de la Banda de Música Airiños do Morrazo desde el Centro Cultural de San Martiño hasta el campo. "Esto es un cambio de las tinieblas al cielo. Hoy empieza otra vida. Por fin, Moaña, que siempre ha estado jugando en tierra, tiene un campo con hierba. Era vergonzoso que con la solera que tiene Moaña y su gran afición no tuviera un campo".
Han pasado más de 30 años desde aquella inauguración en A Xunqueira, un mítico campo que se derribó este año para que la playa ganara un terreno comido al mar. En aquella inauguración, la hija del presidente del club, Sol Verde, fue la encargada del saque de honor. Hoy lo harán dos grandes del fútbol moañés que representan el pasado y el futuro de la localidad: Manolo Tomé, ex jugador del Barcelona F.C. y Iago Aspas, jugador del R.C. Celta.
Pero al igual que en aquella inauguración de 1977, el Moaña volverá a enfrentarse con el Alondras, eso sí ahora con altavoces. Del Río recuerda aquel partido, que ganó el Alondras 0-1, como "un acontecimiento comarcal. La entrada fue de las buenas porque la afición, que es mucha en Moaña, tenía ganas de ver fútbol".
Fernando del Río guarda con especial cariño la foto de aquel primer equipo. Asegura que él jugó 10 años en el Alondras y 3 en Compostela y cuando ya se había retirado, acudieron a él en busca de jugadores para montar un equipo en Moaña. Allí estuvieron Gil y Piñeiro, en la portería; Costas, Daniel, Rosendo, Benito "Queimada", Pidre, Luis Domínguez, Chuco, Jamín y Pablo Breinca, recuerda del Río que no quiere olvidarse de ninguno.
Este ex jugador reconoce que el Concello ha hecho un esfuerzo grande para que el municipio cuente hoy con este campo, y aunque considera que la ubicación no es la ideal, es consciente del sacrificio y de que poco a poco se irá perfeccionando.
Para el concejal de Obras de Moaña, el nacionalista Valentín Piñeiro, que ha supervisado los trabajos, este campo supone una satisfacción y asegura que es la mayor inversión en la historia del deporte en Moaña. También asegura que con este nuevo campo se ha conseguido otra cosa muy importante que es la recuperación de la playa de A Xunqueira, en cuya zona verde estaba ubicado el anterior campo.
El Concello ha invertido en este nuevo campo del Casal 1,7 millones de euros, de los que alrededor de 500.000 han sido en la compra de terrenos, 80.000 en el movimiento de tierras, 300.000 en el cierre, 200.000 en los vestuarios, 92.000 en la cubierta de las gradas, 70.000 en la instalación eléctrica, 150.000 en trabajos de jardinería y taquillas y 375.000 en la instalación del césped artificial, éste último con cargo al Plan E.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
En estas fiestas, sobran los motivos para beber elaboraciones de vino gallego. En 2018, Galicia firmó la segunda mejor cosecha de su historiay nuestras bodegas despiden el año con un buen balance en todos los sectores