02 de julio de 2008
02.07.2008

Marina Altántica y Concello aceleran un acuerdo ante el inminente PXOM

02.07.2008 | 02:00
Vista aérea de la finca de Massó. / gonzalo núñez

A pesar de las últimas decisiones municipales respecto a Marina Atlántica, promotora de la urbanización y puerto deportivo de Massó, con el precinto de las obras de vallado de la zona frente al campo de fútbol, fuentes próximas al entorno de la empresa y del Concello de Cangas señalan que las conversaciones se aceleran ante la inminente presentación del avance del PXOM prevista para la segunda quincena de este mes.
Se asegura ahora que el planteamiento de las conversaciones es más amplio y abarca en el tiempo y el espacio no solamente el proyecto ya aprobado y con licencia del puerto deportivo y la finca de Massó, sino también los terrenos limítrofes a la misma, así como todo el frente litoral desde la playa de Areamilla hasta la de Rodeira, en su planificación actual y futura. En su estudio de ordenación se incluirán las condiciones que han de cumplir todos los muelles a ejecutar, de forma tal que se reduzcan de manera considerable los previsibles impactos en la lámina de agua y en el fondo marino, tanto de los de carácter público como privados.
Aseguran las mismas fuentes que las conversaciones son intensas y se desarrollan para encontrar la solución definitiva que haga compatible la viabilidad económica del proyecto con la mejor solución urbanística, junto con el ordenamiento y la concreción de la interrelación marítimo-terrestre, para fortalecer el desarrollo de Cangas con generación de puestos de trabajo y riqueza. Se indica también que la catalogación de zona como suelo urbano no consolidado es compatible con cualquier planteamiento futuro en la definición de PXOM, manteniendo todas las posibilidades abiertas para progresar en el proceso de negociación en toda su extensión.
Estabilidad
En las normas subsidiarias vigentes, O Salgueirón está catalogado como suelo urbano no consolidado, con la especifidad de un 10% residencia y un 90% industrial. Esta zona es apta, por lo tanto, para instalar fábricas, con su correspondiente impacto ambiental negativo en el borde litoral, según recuerdan las partes implicadas en la conversaciones.
Las partes esperan que la conclusión de las negociaciones genere la situación de estabilidad necesaria para acometer los trabajos ya iniciados de cierre de finca, tala de árboles no significativos, demolición de instalaciones ruinosas y ejecución de las obras de la primera fase del muelle, consistentes en la consolidación y recuperación del antiguo muelle de Punta Balea, explanada de apoyo y punto de empotramiento de las fases dos y tres, después de los trabajos de replanteo, limpieza y desbroce de la zona terrestre, siempre según la versión que se ofrece desde el entorno de las partes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook