13 de julio de 2018
13.07.2018
Actuaciones en seguridad vial

Comerciantes denuncian que la "improvisación" en el pintado de rúas "colapsó" el centro de Lalín

Critican que no fuesen informados del corte de calles y se sienten perjudicados al extenderse los trabajos durante casi toda la mañana -Vilariño ve necesaria la actuación y alega que la empresa debió comenzar más temprano

13.07.2018 | 03:37
"Colapso" por obras en Lalín. // Bernabé/Javier Lalín

Un grupo de comerciantes de las calles Luis González Taboada, Principal y Pintor Laxeiro se concentró ayer para denunciar lo que consideran una "improvisación" del Concello a la hora de cortar las principales rúas del centro para acometer tareas de pintado en la señalización horizontal. Arropados por algunos vecinos, los afectados dicen sentirse muy perjudicados porque estos trabajos, de los que no fueron informados previamente, se extendieron durante prácticamente toda la mañana y las calles vacías de gente se tradujo en una muy escaso número de clientes en sus negocios y el centro "colapsado".

A las 12.30 horas los comerciantes se concentraron en la intersección de González Taboada con Pintor Laxeiro, donde mostraron su enorme cabreo con el ayuntamiento por programar unas obras que estaba previsto diesen comienzo -así informó el Concello por redes sociales y medios de comunicación y con vallas con carteles- a las 8.00 horas, pero en algunos casos la empresa no inició estas tareas hasta las diez de la mañana. "Encima solo tienen una máquina para pintar cuatro calles; ¡nos toman el pelo!", comentaban algunos de los comerciantes y vecinos, quienes entiende que si la empresa comenzase a realizar estos trabajos a las siete de la mañana, el pintado estaría rematado a primera hora y no afectaría al horario de apertura de los establecimientos. "No pueden cortar todo el día las principales calles comerciales, si fuesen otras, podría ser, pero tienen todo el centro bloqueado", apuntaba otra comerciante de González Taboada.

Pese a que el pintado estaba programado para las calles González Taboada, Pintor Laxeiro, Principal y Loriga, las anexas a estas calles del corazón de la trama urbana también se vieron afectadas al impedirse los accesos a las que estaban siendo pintadas. Algunos comerciantes que sí entienden la necesidad de los pintados, además de su indignación, lamentaron que la protesta no fuese secundada por más personas, si bien indicaron que muchos dueños de negocios no pudieron acudir porque estaban trabajando y no podían cerrar. Con todo, incidieron en que la imagen de las calles vacías era sintomática de les había afectado a su actividad. La Policía Local colaboró en todo momento, con agentes en los cruces o colocando y retirando vallas en las vías que se iban abriendo. Otra comerciante aseguró que clientes fueron sancionados con 200 euros por circular o estacionar en las calles, donde la policía había colocado ya el día anterior las vallas de prohibición de acceso y aparcamiento.

Mientras, el edil de Obras Francisco Vilariño, alegaba que las restricciones fueron anunciadas con suficiente antelación por redes y prensa o con las vallas. Atribuye el problema a que la empresa, por una incidencia técnica, no pudo comenzar a trabajar hasta las 9.00 horas, pero en todo caso cree que la incidencia en el sector fue mínima, "porque las calles permanecieron cerradas apenas tres horas para una intervención que tendrá beneficios prolongados".

Otras rúas hoy

Vilariño dio orden expresa para que las actuaciones de hoy -en Matemático, Ramón Aller y B- comiencen a las 7.00 horas para rematar con la mayor celeridad posible. También hoy no se podrá estacionar desde las 8.00, pero las obras se compatibilizarán con el tráfico rodado. Remarcó la importancia de un programa que mejora la seguridad en estas zonas y la imagen de la villa, al tiempo que, dice, hubo comerciantes que habían solicitado estos pintados en reiteradas ocasiones. Sobre la posibilidad de hacer estas tareas por la noche, el edil señala que para que la pintura se fije es preciso que no haya humedad, insiste en que para hacer estas labores es necesario cortar las calles y recuerda que en otros casos se llegó incluso a trabajar festivos para no afectar a los negocios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
En estas fiestas, sobran los motivos para beber elaboraciones de vino gallego. En 2018, Galicia firmó la segunda mejor cosecha de su historiay nuestras bodegas despiden el año con un buen balance en todos los sectores