09 de abril de 2010
09.04.2010

Cidadáns de Galicia pide a la Xunta que anule la salida de su grupo de Reboredo y Torres

Presidencia da quince días a la Alcaldía para responder a la denuncia por "posible vulneración da lexislación vixente" en materia de acuerdos plenarios y el pase de los ediles al grupo "no adscrito"

09.04.2010 | 08:30

La Dirección Xeral de Administración Local, dependiente de la Consellería de Presidencia, Administracións Públicas e Xustiza de la Xunta de Galicia, acaba de solicitar información a la Alcaldía de A Estrada acerca del pleno del pasado 3 de septiembre en el que los ediles José Manuel Reboredo y Juan Torres comunicaron su decisión de "causar baixa" del Grupo Municipal de Cidadáns de Galicia (Cidega) y "constituirse en Grupo Municipal de Non Adscritos". Administración Local otorga 15 días a la Alcaldía para responder, tras informarle de que el presidente de Cidadáns de Galicia –Adolfo Reymóndez Collazo– ha presentado una denuncia solicitando la "revisión de diferentes acordos por posible vulneración da lexislación vixente no que respecta á toma de acordos en relación á formación dos grupos municipais e ó pase dos concelleiros non adscritos" y, por tanto, la anulación de la salida de Reboredo y Torres de su grupo.
En concreto, en el escrito remitido a la Xunta, Reymóndez expone que su partido obtuvo en las últimas elecciones municipales dos actas de concejales, "representados" por Reboredo y por Torres; que el 3 de septiembre, ambos presentaron "no pleno un escrito (sen rexistro de entrada) e fóra do orde do día, solicitando" en el turno de ruegos y preguntas "causar baixa" en Cidega y pasar a no adscritos; que en el pleno del 17 de septiembre "fanse figurar como concelleiros, sen ningún tipo de grupo"; y que en el del 1 de octubre "figuran como Concelleiros non Adscritos", contemplando el segundo punto del pleno un "acordo" en relación al pase de ambos ediles de Cidega a no adscritos. Reymóndez hace notar que en este acuerdo hay varias "contradiccións": acordar que Cidega deje de existir desde el 3 de septiembre, fecha en la que presentaron el escrito "sen rexistro de entrada, fóra da orde do día e sen vota-la urxencia do mesmo"; acordar que los ediles pasen a ser no adscritos y que en ese pleno figuren sólo como ediles.
Fuentes municipales indicaron ayer que la Alcaldía se encuentra a la espera del informe que en breve remitirán al respecto los servicios jurídicos del Concello, ante la denuncia presentada por Reymóndez en nombre de Cidadáns. No obstante, y aunque con cautela puesto que aún se carece del citado informe, las mismas fuentes hicieron notar que en el pleno en la que Reboredo y Torres pasaron a ser ediles no adscritos y solicitaron la disolución de Cidega no se adoptó acuerdo plenario alguno al respecto sino que simplemente, como reza el certificado de Secretaría emitido al respecto, "se tratou o seguinte asunto".
En similares términos se pronunció ayer Reboredo, haciendo notar que en el pleno simplemente se dio cuenta de la decisión de dos ediles de abandonar el grupo en el que estaban y pasar a ser concejales no adscritos. Entiende que no parecería lógico que fuesen los grupos mayoritarios quienes pudiesen decidir acerca de si podían o no dejar el grupo en el que estaban, como habían decidido. Restándole importancia a la denuncia de Reymóndez, indica que lo que hay en marcha a raíz de la citada denuncia es, simplemente, un procedimiento jurídico del Concello.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
En estas fiestas, sobran los motivos para beber elaboraciones de vino gallego. En 2018, Galicia firmó la segunda mejor cosecha de su historiay nuestras bodegas despiden el año con un buen balance en todos los sectores