19 de julio de 2008
19.07.2008

El Estado da por concluido el despliegue de la red de banda ancha en la comarca

19.07.2008 | 02:00
Instalación del cableado de R en el polígono Lalín 2000. / bernabé/gutier

Declara cubiertos los seis concellos en su totalidad, aunque en muchas zonas es imposible conectarse

El Ministerio de Industria da por concluida la extensión de la red de banda ancha a todos los puntos de la comarca, a pesar de las deficiencias que se siguen produciendo y de la imposibilidad de conectarse en muchos puntos. El Programa Nacional de Extensión del Acceso a la Banda Ancha en Zonas Rurales y Aisladas se refiere a los seis concellos dezanos como dotados de servicio, sea a través de ADSL rural, sea mediante sistema wimax, o sea vía satélite. Es más, especifica incluso que se han "alcanzado los objetivos de cobertura previstos" en la práctica totalidad del millar largo de núcleos de población, a excepción de una quincena.
El programa de extensión de la red de banda ancha arroja datos actualizados este mismo mes, en concreto, el pasado día 7, según los cuales el servicio de banda ancha está disponible en todas las parroquias de la comarca. No obstante, también aclara que, aunque ya se puede contratar el servicio, "pueden quedar actuaciones pendientes para alcanzar la cobertura final". De los 1.026 núcleos en los que, según el Estado, está activa la red, 317 están en Lalín, 224 en Silleda, 128 en Vila de Cruces, 175 en Rodeiro, 136 en Agolada y 46 en Dozón.
En su último informe sobre el despliegue de la red únicamente constata la existencia de problemas en quince lugares de la comarca, en los que todavía no se habrían alcanzado los objetivos de cobertura iniciales, aunque sí se dispondría del servicio. Estos núcleos son Mato, en la parroquia de Cristimil, A Cruz (Santiso), Ribas (Losón), por lo que se refiere al municipio de Lalín; el silledense de Camporrapado (Cortegada); los cruceños de Covas (Carbia), Cima de Aldea (Toiriz), A Pena (Camanzo) y Pinlle (Brandariz); los rodeirenses de Saa (Pescoso), Cristimil (O Az) y Bardelás (Carboentes); y los agoladenses de Costela (Bais), Monte (Ventosa), Barrio do Carme (Borraxeiros) y A Capela (Artoño).
La tecnología empleada en todos estos lugares es wimax, un sistema de transmisión de datos a través de ondas, es decir, similar al de la radio convencional. Para ello se precisan antenas de reemisión de la señal, de las que en el Concello de Lalín no hay constancia. De hecho, el ayuntamiento está a la espera de suscribir un convenio con la Consellería de Industria para instalar sendas antenas en sus dos polígonos industriales, aunque también tendrán ADSL a través de R. "¿Dónde están las antenas para wimax?", se pregunta el concejal de Nuevas Tecnologías, Nicolás Varela, que ve una contradicción en las posturas de las administraciones central y autonómica. "¿Cómo el ministerio dice que está casi todo cubierto con wimax, cuando la Xunta pretende llevarlo aún a los polígonos?", inquiere. A su juicio, no tiene sentido que la consellería esté invirtiendo dinero en extender una red que, según el ministerio, ya cubriría toda la comarca.
En cuanto a la cobertura vía satélite, sí ofrece servicio en muchos puntos de la comarca -Lalín hará mediciones tras el parón vacacional en los centros sociales y otros puntos de las parroquias-, pero exige un desembolso de 40 euros al mes al contratar la conexión con una de las dos operadoras que ofrecen el servicio: Vodafone y Movistar.
Por último, Varela califica de "falacia" que se esté dando servicio al rural con ADSL. Las compañías "les hacen dar mil vueltas" a los clientes que solicitan la línea, con lo que la mayoría desiste.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook