13 de agosto de 2018
13.08.2018
Los grandes cetáceos en Galicia
Espectáculo dentro y fuera del agua

Los delfines mulares de las Rías Baixas, más "acróbatas" que los de Cerdeña y el Golfo Pérsico

El estudio de los mamíferos marinos en aguas gallegas permite deducir que la abundancia de alimento intensifica su actividad

13.08.2018 | 04:06

Mientras resuenan aún los ecos de los nuevos avistamientos de ballenas azules en las Rías Baixas, la comunidad científica resalta que la creciente llegada de los grandes cetáceos a las aguas gallegas está directamente relacionada con la abundancia de alimento, siendo ésta, igualmente, una de las razones por los cuales delfines comunes ( Delphinus delphis) y mulares ( Tursiops truncatus) se muestran especialmente activos en esta época.

Sucede incluso en el interior de las rías, donde los mulares rebosan dinamismo y no dejan de mostrarse haciendo gala de su agilidad y dando unos saltos realmente espectaculares entre bateas.

Tanto es así que puede concluirse que son más "acróbatas" e incluso están más felices que los mamíferos marinos estudiados en el Mediterráneo, tal y como indica un experto en la materia como Bruno Díaz López (Ferrol, 1976), un licenciado en Biología por la Universidade de Santiago -especialidad de Zoología- que dirige en O Grove el Bottlenose Dolphin Research Institute (BDRI).

Desde este Instituto para el Estudio de los Delfines Mulares dan cuenta de ese bullicio animal indicando que a los delfines mulares gallegos "les encanta mostrar sus saltos acrobáticos" y detallan que los hacen "por varias razones diferentes, que van desde la emoción a la socialización, la alimentación o para tener una mirada más clara sobre el nivel del mar".

Y Bruno Díaz, que empezó a estudiar a los mamíferos marinos en 1995 y antes de instalarse en O Grove en 2014 fundó el BDRI -en 2005- en la isla mediterránea de Cerdeña puntualiza que los mulares "son muy activos" en Galicia, "mostrando a menudo un comportamiento aéreo mucho más notable que en otras poblaciones que he estudiado en el mar Mediterráneo o el Golfo Pérsico".

Pero no solo se diferencian por ese frenesí, sino también por su abundancia, ya que "en el Mediterráneo los grupos de delfines están formados por una media de cuatro ejemplares, mientras que en la ría de Arousa los hay de una decena", Y todo, recalca, "porque hay más alimento".

Ese comportamiento de los delfines gallegos está siendo objeto de estudio por parte del BDRI, sobre todo en la ría de Arousa, donde también se documenta el nacimiento de mamíferos marinos, el modo de comunicarse entre ellos o su interacción con la actividad humana, especialmente con el cultivo de mejillón y ostra en las bateas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.

 

En estas fiestas, sobran los motivos para beber elaboraciones de vino gallego. En 2018, Galicia firmó la segunda mejor cosecha de su historiay nuestras bodegas despiden el año con un buen balance en todos los sectores