23 de abril de 2017
23.04.2017

Meis saborea el bollo pascual más grande del mundo

Paradela celebra el día grande de San Gregorio con miles de personas y su espectacular dulce

23.04.2017 | 14:47
Meis saborea el bollo pascual más grande del mundo. // Anxo Martínez

Con 40 kilos de harina, 6.000 huevos y mucho cariño y trabajo se puede hacer el bollo pascual más grande del mundo. O de eso presume al menos la parroquia de Paradela, en Meis, que hoy celebra el día grande de sus fiestas de San Gregorio.

Como es tradicional, el elemento más importante de la jornada es el enorme bollo, cocinado durante la tarde de ayer en la panadería Paradela sobre una plataforma de cinco metros de largo por dos de ancho.

Al parecer, no existe una constatación oficial del récord, pero en Paradela sostienen con orgullo que su bollo ostenta el Guiness por su tamaño, y por el momento no ha aparecido ningún otro pueblo para desmentir a esta parroquia de Meis que hace apenas una semana fue una de las capitales de la Semana Santa gallega con sus representaciones teatrales de algunos de los momentos principales de la Pasión de Jesús.

El bollo hizo su entrada triunfal en el campo de fiestas sobre el remolque de un tractor, engalanado con la bandera de Galicia. Acto seguido comenzó la misa, mientras los más previsores se colocaron cola para comprar los tiques. No era para menos, puesto que cuando se recogió la procesión, hacia las dos de la tarde, la cola para recoger la ración de bollo ya era de más de un centenar de metros. Los primeros llevaban más de media hora esperando.

Y es que la cita reunió a miles de personas. La mayoría eran de Meis y de los ayuntamientos limítrofes, pero también se veían aparcados por las inmediaciones del campo autobuses de excursiones procedentes de Mos y O Morrazo.

La romería de San Gregorio se celebra en Vilanoviña, un lugar que pertenece a Paradela (Meis). Tiene todos los ingredientes típicos de las romerías campestres: misa de campaña, muchos juegos para los niños, pulpo, rosquillas, música y comida, mucha comida.

La ración de bollo pascual se sirve con churrasco y una botella de vino, al precio de cinco euros por persona. Pero muchos también llevaron de casa su propia comida, como empanadas y bocadillos.

Las mesas de piedra del merendero que existe en la zona estaban ocupadas desde temprano, al igual que gran parte de la carpa habilitada por la comisión de fiestas, en la que unos esperaban mientras otros iban a comprar el bollo y el churrasco.

Pero hay otro aspecto de la fiesta de San Gregorio que llama poderosamente la atención: y es la gran implicación de los vecinos en la misma. Esta misma semana, un buen grupo de mujeres salió cada tarde para recorrer puerta a puerta varias parroquias del entorno para reunir los huevos con los que adornar el bollo.

Hoy, más de 30 personas trabajaron sin descanso para que todo saliese bien, asando y cortando el churrasco, haciendo las porciones del bollo, vendiendo los tiques, y hasta portando las imágenes de algunos pasos durante la procesión.

Los más rezagados todavía están a tiempo de ir hasta Meis. Tal vez ya no quede nada de bollo cuando lleguen, pero sí que encontrarán mucho ambiente y música. A las 19.00 horas toca la banda de A Vertula, y por la noche hay verbena a cargo de D´Tacón.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

ESPECIAL VOLTA AO COLE

Os máis pequenos poderán gozar mañá pola tarde con inchables e xogos nunha velada animada por Javi Solla

 
 

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia