Barro disfruta de sus mejores vinos

La comida popular y la entrega de premios cerraron las cuatro jornadas de celebración

Gala Dacosta

Gala Dacosta

La 45 edición de la Festa do Viño de Barro culminó este domingo por todo lo alto con el emblemático Xantar da Festa do Viño, que los organizadores calificaron de “todo un éxito”. Desde bien temprano, el Pazo da Crega fue testigo de una serie de actividades que mantuvieron a los asistentes entretenidos y satisfechos. La jornada comenzó con la tradicional sardiñada gratuita, seguida de la cata de vinos albariños Rías Baixas y vinos caseros, culminando con la esperada entrega de premios.

Este año, los galardonados fueron reconocidos por su excelencia en la producción de vinos y contribución al patrimonio vinícola de la zona. Las bodegas ganadoras este año, en orden, fueron Moraima Albariño de Barro, Avó Roxo de Meaño y Albariño Maccerato de Portas.

La música acompañó todos los días.  | // G. SANTOS

La música acompañó todos los días. | // G. SANTOS / Gala Dacosta

Premios por categorías

En la categoría de Viños de Autor, modalidad Branco País, obtuvo el primer premio Casa de Poza, seguido de Benigno Fontenla Búa y Tina Fontán. En Tinto País, los ganadores fueron Adega Abuelo Bigotes, seguida de Javier Cancela y Mariló Rodríguez Ortigueira. De Caíño, los premiados fueron cuatro, con Xan Rey, como vencedor, por delante de José Chao, José Manuel Eirín y Javier Cancela. De la categoría Albariño, los galardonados fueron, por orden, Roberto Carlos Amor, José Cameselle y José Manuel Eirín. Por último, resultaron premiadas las elaboraciones especiales de Casa Reboredo, Santiago Romay y Barcala e Burés.

Asistentes a la cita.  | // GUSTAVO SANTOS

Asistentes a la cita. | // GUSTAVO SANTOS / Gala Dacosta

Después de una comida que, como es costumbre, se prolongó hasta bien entrada la tarde, se celebró el último turno musical de las cuatro jornadas de fiesta. El concierto de la verbena sinfónica contó con la participación de Alfredo Susavila, Silvia Ferre y Pedro Regueira, y cerró el evento con la actuación de la Banda de Música Xuvenil de Barro. El evento dejó espacio para la diversión de todos los públicos, incluidos los más pequeños, gracias a actividades como la competición de fútbol, celebrado en el Campo do Outeiro.