Noche de vandalismo en Pontevedra y Marín: plantan fuego a ocho contenedores y arde una caravana

Los autores, que no han sido identificados, recorrieron la parroquia pontevedresa de Salcedo y el vecino lugar marinense de Monte Pituco

Tareas de extinción en Marín

Tareas de extinción en Marín / FdV

N. D.

Al menos ocho contenedores dañados por el fuego. Es el resultado de una noche de vandalismo que se ha registrado en la parroquia pontevedresa de Salcedo y en el vecino Monte Pituco, en Marín. Los autores plantaron supuestamente fuego a todos los recipientes que se encontraron a su paso y obligaron a actuar a los Bomberos de Pontevedra y de O Morrazo. También ardió una caravana en Salcedo y se investiga si está relacionada con esa oleada de incendios.

El parque de la capital recibió el primer aviso poco antes de las cinco de la madrugada, cuando comenzó a arder un contenedor próximo al cementerio de Salcedo, pero de inmediato tenían que acudir a otro suceso similar, en Campo de Porta, aún más grave, ya que alrededor había madera y una zona forestal. En este caso ardieron dos contenedores. Cuando trabajaban en su extinción, eran informados de que ardía una caravana estacionada en una finca en O Casal. En este caso, ocurrió sobre las seis de la mañana y algunas fuentes apuntan a que comenzó a arder cuando el propietario trabajaba en ella.

Eso sí, unos testigos apuntan que por la zona pasaban dos personas en patinete, si bien la Policía Local no ha identificado ni detenido a ningún posible implicado.

En los trabajos de extinción también participaron efectivos de la Policía Local y de Protección Civil.

Casi al mismo tiempo, los Bombeiros do Morrazo tenían que acudir al Monte Pituco, en Marín, para sofocar las llamas en al menos cinco contenedores ubicados en la zona.

Restos de uno de los incendios en Marín

Restos de uno de los incendios en Marín / FdV

Herido en un accidente de tractor

Por otra parte, también en la parroquia de Salcedo, un hombre tuvo que ser liberado tras quedar atrapado debajo del tractor que manejaba. Fue evacuado en ambulancia al hospital con lesiones en una pierna.

Según el 112, el propio implicado fue el que avisó a su hijo por teléfono, explicando que estaba atrapado por una pierna debajo de su tractor tras volcar en una finca en una zona de monte. Ocurrió sobre las ocho de la tarde del miércoles y hasta el lugar solo se podía acceder por una pista forestal.

El 112 trasladó el aviso a los Bomberos, a los voluntarios de Protección Civil de Pontevedra y a los agentes de la Policía Nacional.