Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cuatro años de un peregrinaje trágico

El hermano, la viuda, la hija y los mejores amigos de Hoffan tiran sus cenizas en Fisterra en 2018. Cedida

El 11 de agosto de 2018, Björn Hoffan, un ciudadano alemán de 43 años, llegaba a Pontevedra junto a un grupo de peregrinos que acompañaban a jóvenes con problemas para reinsertarse a través de una ONG germana similar a Cáritas, Christophorus Juendwerk. Ya había hecho otros caminos jacobeos y ahora estaba haciendo esta labor de tutor realizando el Camino Portugués desde Lisboa.

Bjorn Hoffan, la víctima de estos hechos Cedida

Aquel 11 de agosto Björn decidió salir a tomar algo por Pontevedra con algunos de los miembros del grupo. Ya de madrugada, en el día 12, cuando el resto decidieron regresar, él se quedó solo y la noche se le torció. En primer lugar, a causa del alcohol, dado que los testimonios recogidos en la sentencia que ahora resuelve el caso, indican a que Hoffan mostraba evidentes síntomas de embriaguez cuando se produjeron los hechos. Luego por un incidente en el que se enzarzó con una joven a la salida de la una discoteca de la calle Benito Corbal. Esta declaró en el juicio que el peregrino alemán le escupió en la cara y que la empujó. La sentencia recoge como hechos probados que, en todo caso, tras una discusión, un varón que se encontraba con ella, a la postre acusado, le propinó un puñetazo en la cara a Björn que hizo que cayese al suelo a plomo y que se golpease fuertemente en la cabeza. Este golpe contra la acera le causó la muerte después de 13 días de ingreso hospitalario en el Álvaro Cunqueiro de Vigo.

Zona en la que se produjo la agresión. | // RAFA VÁZQUEZ

El caso llegó a juicio en el juzgado de lo Penal 3 de Pontevedra, con la Fiscalía solicitando penas de tres años y medio de prisión que elevaba a siete la acusación particular, ejercida por la familia de la víctima. Finalmente, el juzgado decretó a principios de este año una condena inicial de un año y seis meses de prisión para el autor de la agresión y absolvió a un segundo acusado al que se le imputaba por golpear a la víctima cuando ya estaba en el suelo. El tribunal considera que no quedó probado tal cosa.

Tanto el acusado como la familia de la víctima recurrieron ante la Audiencia de Pontevedra y el tribunal provincial ratificó la sentencia a finales del pasado mes de abril. Un año y seis meses de prisión para el autor de los hechos y absolución del segundo implicado. La víctima deja una hija que en el momento de los hechos tenía 11 años y a quien la sentencia obliga a que sea indemnizada con 93.000 euros por parte del acusado.

La muerte de Hoffan cayó como una losa entre quienes lo acompañaban en aquel peregrinaje a Compostela que tenía como punto final del recorrido el faro de Fisterra. Querido por todos ellos, su familia (hermano, mujer e hija y algunos de sus mejores amigos) viajaron a España y completaron el tramo de Camino entre Pontevedra y el fin del mundo que Björn nunca llegó a realizar. Lo hicieron portando las cenizas de este peregrino alemán al que un puñetazo y una mala caída le truncaron la vida. Una vez allí, esparcieron sus cenizas y se despidieron de él completando un peregrinaje trágico.

Un golpe en la cabeza al caer, causa de la muerte

En su recurso, una de las cuestiones que alegaba el agresor condenado por estos hechos es que no había manera de confirmar que el golpe que causó la muerte fuese el provocado por la caída que sufrió Björn Hoffan tras ser agredido. Y es que esta persona fue atendida en primera instancia por una ambulancia y después en Montecelo en donde rechazó permanecer y abandonó el hospital. Sin embargo, horas más tarde, hallándose en Caldas, comenzó a convulsionar y fue derivado ya al Álvaro Cunqueiro en donde murió días después. La defensa alegaba que, debido al tiempo transcurrido y al estado de posible embriaguez de la víctima no era descabellado pensar que se pudiera haber caído más tarde otra vez. No obstante, en la sentencia se explica que los médicos de Montecelo y del 061 que le atendieron instantes después del incidente en Benito Corbal ya advirtieron el golpe que se detalla en la autopsia que fue causa de la muerte y que puede tener esta evolución “silente” hasta horas después, por lo que no le queda duda que esta fue la causa de la defunción.

Compartir el artículo

stats