Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La empresa del agua de Pontevedra, principal candidata para gestionar también la depuradora de Praceres

Viaqua, que ya se encargaba hasta ahora de esta tarea, es la que logra la mejor puntuación entre las once ofertas que maneja Augas de Galicia

Pozo de ataque desde que el trabajó la tuneladora para excavar bajo la ría. Rafa Vázquez

Viaqua, la empresa adjudicataria del servicio de agua y saneamiento en el municipio de Pontevedra, figura como la principal candidata para asumir también la gestión de la depuradora de Praceres, que depende de Augas de Galicia, a juzgar por los informes técnicos elaborados para valorar las once ofertas que maneja la Xunta en el concurso para adjudicar por dos años (más una posible prórroga de 36 meses) esta tarea, con un presupuesto inicial de 10,2 millones de euros.

Esta empresa encabeza el listado de valoración, si bien la Consellería de Infraestruturas evita confirmar que sea ya la elegida porque puede haber recursos y “el proceso no está cerrado”. No obstante, admite que se perfila como posible ganadora.

El Concello de Pontevedra transfirió a Augas de Galicia en el año 2007 el servicio de mantenimiento de la depuradora de Praceres, que recibe y trata las aguas residuales de los municipios de Pontevedra, Marín y Poio. En aquel momento, las instalaciones se limitaban a ofrecer un tratamiento físico-químico y posteriormente fueron ampliadas para completar la depuración con tratamiento secundario y desodorización, entre otras mejoras.

Desde el pasado otoño están funcionando en fase de pruebas los nuevos sistemas de tratamiento en el marco del contrato de las obras de mejora ejecutadas por la Xunta. Tras una inversión autonómica de 16,5 millones de euros, la reforma tecnológica ejecutada permitirá mejorar a corto plazo la depuración de las aguas residuales de los ayuntamientos de Marín, Poio y Pontevedra, y dar cumplimiento los límites de vertido marcados por la directiva europea.

En la planta de tratamiento de aguas residuales de Praceres el proceso depurador está constituido por un debaste de materiales gruesos y finos, desarenado-desengrasado, tratamiento fisicoquímico primario con decantación de lodos, tratamiento biológico con tecnología MBBR, decantación lastrada, desinfección y bombeo de emisario.

El tratamiento de lodos dispone de dos líneas: la línea de lodos primarios formado por espesador estático, digestor anaerobio y silo de lamas, y la línea de lodos secundarios formada por tambores espesadores y deshidratación mediante centrífugas.

La Xunta aclara que “teniendo en cuenta los elevados costes energéticos del sistema de depuración, el nuevo contrato de explotación excluye la gestión energética, que asumirá la Xunta de Galicia a través de un mecanismo centralizado, con el objetivo de aminorar el impacto de la factura eléctrica. Augas de Galicia apunta también que “la construcción de la depuradora de Placeres está declarada de interés general de la Comunidad Autónoma, siendo Pontevedra la única gran ciudad en la que el Concello no gestiona la depuradora municipal”.

Renovación y nuevo emisario: 28 millones

La planta de Praceres es objeto desde hace meses de un amplio plan de mejora, que implica la inversión de unos 28 millones de euros. La renovación de las instalaciones, en fase de pruebas, rondó los 16,5 millones y ahora se trabaja en instalar un segundo emisario submarino, de 12 millones más. Para su montaje se utilizó una tuneladora especial fabricada expresamente en Alemania, que concluyó hace unos días su trabajo, tras excavar la ría a una velocidad de entre 40 y 90 milímetros por minuto e instalando tubería a medida que se abría paso el túnel. El nuevo emisario tiene como objetivo “mejorar la salida de las aguas depuradas, optimizando la dilución y la dispersión para que no afecte a la actividad extractiva ni al baño”, según Augas de Galicia. Tras la excavación bajo el lecho marino, el resto del emisario se tiende sobre el fondo, sin túnel. Se estima que todo el montaje estará listo a finales de año.

Compartir el artículo

stats