La reforma de la calle Loureiro Crespo será inaugurada en noviembre, mientras que el barrio de O Castañal continúa con su transformación. Loureiro Crespo recibió una actuación completa que está a punto de verse completada con la plantación de árboles, que se instalará durante el mes de noviembre. Una vez plantados los árboles se procederá con la inauguración de la calle.

El alcalde de Pontevedra, Miguel Anxo Fernández Lores, visitó ayer la zona y manifestó que “es un cambio sustancial para la ciudad, que ve cómo aumenta su calidad urbana a través de una ampliación de las aceras, aparcamientos de servicios, etc. Quedará una zona con la máxima calidad en lo que se refiere al espacio público, ejemplo de cómo seguimos ampliando el modelo ciudad”, explicó el alcalde, sobre la finalización de las obras en Loureiro Crespo.

Inauguración

“Estamos preparando una inauguración con los comerciantes, para visibilizar los comercios de esta calle y, a finales de noviembre, poder celebrar ya que tenemos una nueva calle revitalizada”, añadió Lores.

Las calles perpendiculares a Loureiro Crespo, que forman el barrio de O Castañal, también están recibiendo estos días ese cambio en forma de accesibilidad universal, nueva iluminación y mejora de la calidad urbana que el alcalde aludió.

“Era una obra necesaria, a pesar de que contará con algo de retraso en relación con Loureiro Crespo. Contamos con haberla finalizado antes de finales del año o, como mucho, a principios del que viene”, indicó el alcalde. “Es una transformación importante, muy demandada, y ahora pudimos hacerla”, añadió el alcalde respecto a los plazos de estos trabajos.

En esta visita, Lores también señaló la creación de una zona de estancia peatonal en la calle Amor Ruibal, de conexión entre Loureiro Crespo y O Castañal, en una actuación que fue consensuada con el vecindario del lugar.