Pontevedra formará a "buenos ciudadanos caninos"

Un propietario con su mascota en la playa de perros de A Seca/ Gustavo Santos

Un propietario con su mascota en la playa de perros de A Seca/ Gustavo Santos

Pontevedra se propone tener excelentes ciudadanos caninos. Es el objetivo del curso que promueven el Concello y que impartirán los educadores de DivertiCans Carlos Souto y Diego Álvarez. Ambos acompañaron en la mañana de este jueves al concejal Marcos Rey en la presentación de este programa que se impartirá a partir del próximo mes de septiembre.

La idea, explicó el edil, es formar grupos de propietarios que tendrán oportunidad de “aprender a educar” a sus perros, a que éstos “sean obedientes” o paseen bien con correa. Las clases se impartirán en campo de Agility de Couso, en Lérez, y también en distintas zonas verdes y plazas de la ciudad, como la Alameda, Monte Porreiro, los terrenos de Tafisa, el parque Amalia Álvarez etc.

Las clases se impartirán todos los jueves (en dos turnos a las 20 y 21 horas) y los interesados ya pueden inscribirse en apuntate.pontevedra.gal y el teléfono 627937281. Se restringen a vecinos empadronados en Pontevedra cuyo perro cuente con chip, esté vacunado, registrado y cuente entre 8 meses y 3 años. Se excluyen por motivos vinculados a la legislación los ejemplares considerados potencialmente peligrosos.

Las clases se impartirán todos los jueves (en dos turnos a las 20 y 21 horas) y los interesados ya pueden inscribirse en apuntate.pontevedra.gal y el teléfono 627937281

Carlos Souto incidió en que Pontevedra “es la primera ciudad donde un Concello va a apostar por el título de Bo Cidadán Canino” y en que “para vivir en sociedad hay que saber convivir, y hoy hay muchos perros cuyos propietarios no recogen los excrementos, o que no se pueden soltar de la correa porque no vuelven o que muerden”.

Los mordiscos son una respuesta a “las carencias” del perro que, recordó Carlos Souto, “no son juguetes, no tienen pilas sino que tienen necesidades”. Es el aspecto en el que se centrará el curso, en el que “vamos a tratar de enseñar a darles a los perros lo que necesiten” porque “un perro educado da gusto sacarlo, de paseo o a una terraza” pero, como todo en la vida, “hay que aprender también necesitamos acudir a profesionales” que nos aconsejen.

Pontevedra “es la primera ciudad donde un Concello va a apostar por el título de Bo Cidadán Canino”, recordó el responsable de DivertiCans

Por su parte, Diego Álvarez incidió en la importancia de “empezar a cambiar conceptos como la dominancia, o que un perro es bueno o malo; un perro no es bueno o malo, es un perro”. En sus clases se trabajará “sobre todo, el tema de la comunicación y, en especial, lo que provoca el mal comportamiento de los perros, que es el estrés”.

Las clases se limitan a 10 participantes, arrancarán el 9 de septiembre en el campo de DivertiCans en Lérez y tanto los educadores como el concejal expresaron el interés en que “ampliar el programa en 2022” con nuevos cursos.