Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Trabajadores de autoescuelas se manifiestan contra la precariedad laboral

Mantienen un calendario de seis días de paro no consecutivos | Quieren negociar un nuevo convenio colectivo provincial

Protesta del personal de autoescuelas por las calles de Pontevedra. | // GUSTAVO SANTOS

El personal de las autoescuelas de Pontevedra, profesores y administrativos, mantienen una huelga para forzar la negociación de un nuevo convenio colectivo provincial. El paro se realiza durante seis días no consecutivos en toda la provincia y ayer se hizo ver con una movilización por el centro de Pontevedra.

El paro ha supuesto la cancelación de los exámenes de conducir y de muchas prácticas que los estudiantes suele realizar durante estas jornadas de verano.

Los paros están siendo convocados por el sindicato CUT y las siguientes cinco jornadas de huelga serán el próximo martes, día 17, miércoles, 18, jueves, 19 y viernes, 20 de agosto.

Cobro por tiquets, con tablas salariales desfasadas estando en varias categorías por debajo del SMI, sin plus de peligrosidad, en algunos casos sin vacaciones remuneradas, sin una jornada laboral definida que permita conciliación familiar efectiva, trabajadoras obligadas a llevar los embarazos casi a término dando prácticas en los vehículos, sin reconocimiento de enfermedades laborales (excepto la afonía) y sin una prevención de riesgos adaptada las particularidades del trabajo, son algunas de las prácticas habituales que hacen de la labor en las autoescuelas un trabajo precarizado, motivo por el cual cada vez mas profesionales se ven obligadas a abandonar el sector, según denuncia el sindicato CUT.

“Las asalariadas de estos centros de formación queremos ponerle freno a esta precariedad y finalizar con las prácticas abusivas que llevamos soportando desde hace años, por este motivo pedimos un convenio provincial propio que nos sirva como herramienta para poder atajar la problemática frente a la que nos encontramos”, añade.

CUT explica que tras varios intentos de acercamiento con la patronal, para abrir una vía de diálogo que sirva para dar comienzo a las negociaciones, “esta siempre se negó a valorar la posibilidad”. Gracias al Consello Galego de Relacións Laborais, añade, “conseguimos llegar a una mesa de mediación con la Asociación de Autoescolas de Pontevedra, asociación que representa a más del 65% de las autoescuelas de la provincia. De esta mesa se levantaron desconvocando las jornadas de huelga programadas para julio, con el compromiso, por parte de la patronal, de valorar una serie de puntos a negociar, pero la negociación no continuó por parte de la asociación.

Compartir el artículo

stats