La plaza de Vilalonga aumentará su espacio público tras la reforma

El actual recinto tiene una superficie de 4.011 “mal aprovechados” y pasará a tener 5.280 metros

Redacción

El Gobierno local de Sanxenxo ya dispone del proyecto para la humanización de la plaza de Vilalonga, que contempla una profunda mejora de este espacio y que está valorado en 785.137 euros. La intención del ejecutivo es licitar las obras en los próximos meses para lo que se reserva una partida de 100.000 euros, suficiente para las obras que dará tiempo a hacer este año, el resto se financiará con cargo al presupuesto del próximo año.

La plaza incrementará su espacio útil pasando de los 4.011 metros cuadrados actuales a los 5.280 metros cuadrados por la ampliación de espacios tanto por el lado de la carretera PO-505 como del campo de fútbol. Tan importante como su ampliación es su ordenación para convertir la plaza en un espacio más uniforme, suprimiendo las barreras físicas que ahora limitan su uso.

Para el alcalde de la villa, Telmo Martín, “la transformación de este espacio y la mejora de la zona de O Revel supondrá un antes y un después en la calidad de vida de los vecinos de Vilalonga”.

El Gobierno local explica que los objetivos de la humanización son mejorar el espacio, ampliando las aceras por el lado del campo de fútbol y la PO-505, que pasara a ser “zona 20” de velocidad en el tramo de la plaza, además de la supresión del tráfico interior, manteniendo el acceso de servicio al campo de fútbol. Otros objetivos son la mejora y la ampliación de la zona infantil, la supresión de las barreras físicas que perjudican el uso de la plaza y el graderío perimetral, aprovechando la diferencia de altura de 4 metros entre el lado oeste (donde estaba el kiosco) y el este.

También se incluye una profunda reforma del palco y el bar, que ahora solo atiende al campo de fútbol y que después de la mejora también podrá dar servicio a la plaza.

También se prevé la mejora de los accesos al campo de fútbol, o la plantación de árboles, concretamente abedules, para crear una barrera entre la PO-505 y la plaza en el tramo en el que están a la misma altura.

Tras la reforma la plaza contará con tres espacios diferentes, que pueden funcionar conjuntamente o por separado según las necesidades: zona infantil, zona de eventos menores y zona de eventos mayores, según el proyecto del gobierno local.