Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Detienen en Portugal a un vecino de Poio que se saltó un control de alcoholemia

Al huir del punto de inspección situado en Redondela casi atropella a un agente

La Guardia Civil investiga penalmente a un vecino de Poio que fue interceptado en Portugal después de saltarse un control de alcoholemia en la localidad de Redondela. Se le acusa de un delito contra la seguridad vial y otro de resistencia y desobediencia grave, porque casi atropella a unos de los agentes que formaba parte del control cuando se dio a la fuga.

Los hechos ocurrieron la semana pasada, cuando un vehículo se fugó en un control de verificación de drogas y alcohol que realizaba una patrulla del Destacamento de Tráfico de la Guardia Civil de Vilaboa, a la altura de Redondela.

“El conductor del turismo, desobedeciendo las señales de alto, emprendió la huida a gran velocidad, teniendo que apartarse bruscamente uno de los guardias civiles del control para evitar ser atropellado”, ha explicado la Guardia Civil.

Al iniciar su persecución, que discurrió por distintas carreteras de Redondela, Peinador, Cabral (Vigo) y Tui, las patrullas que lo seguían de cerca pudieron observar que durante todo el recorrido “circulaba de forma totalmente temeraria sin el más mínimo respeto de las normas de circulación”. Finalmente, el vehículo se introdujo en Portugal donde pudo ser interceptado a escasos kilómetros de la frontera.

Compartir el artículo

stats