El Monte Xiabre, entre Caldas y Vilagarcía, ha sido el escenartio del hallazgo de un petroglifo "inédito" en un terreno vecinal de la parroquia de Bemil en el municipio de Caldas de Reis. Según Xesús Rodríguez Castro, presidente de la asociación Umiavivo, se trata de "un ejemplar único y original por la tipología y variedad de grabados como huecos, círculos, líneas radiales de la piedra, una serie de trazos entrelazados que forman un conglomerado...".

Explica que "son diseños y motivos diferentes a los observados en otros petroglifos del Monte Xiabre como a Laxe dos Bolos, situada en la parroquia de Saiar o los numerosos ejemplares de piedras con grabados situados en el monte vecinal de la parroquia de Cea (Vilagarcia) "totalmente cubierto" por la vegetación.

El petroglifo se encuentra cerca de uno de los 6 Lugares de Interés Paisajístico (LEIP) del Monte Xiabre que se incluyeron en el Catálogo de Paisaje en 2016 a petición del propio Rodríguez Castro, que explica que el petroglifo "en cuestión está ubicado en lo alto de una parcela recién plantada de pinos y se libraron de ser arrasados ​​por casualidad", ya que, según sus quejas, se usó "maquinaria pesada en la zona".

El hallazgo del petroglifo ha sido comunicado a la Dirección Xeral de Patrimonio "solicitando su identificación y la restauración del entorno degradado". También se informó al Seprona de la Guardia Civil y a la unidad patrimonial de la Policía Autónoma, así como al Concello de Caldas y municipios próximos al Monte Xiabre.