Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El área sanitaria quiere lograr el 60% de presencialidad en Primaria este año

Una mujer se somete a una PCR en el pabellón municipal de San Antoniño de Barro.  // RAFA VÁZQUEZ

Una mujer se somete a una PCR en el pabellón municipal de San Antoniño de Barro. // RAFA VÁZQUEZ

El área sanitaria de Pontevedra y O Salnés intentará a lo largo de este año incrementar la atención presencial en Primaria siempre y cuando la pandemia por el COVID se contenga.

El gerente, José Ramón Gómez Fernández, explicó ayer, tras participar en el acto de inicio de las obras del Gran Montecelo, que el comité de Atención Primaria del área sanitaria trabaja en este sentido y que “hay un acuerdo con los profesionales en que tenemos que tener una atención presencial más importante”.

El objetivo es alcanzar en este año el 60 por ciento de las consultas de modo físico en el área, “aunque la consulta telefónica, que ya estaba, se mantendrá porque era algo muy demandado por la sociedad”.

“Que una persona pueda arreglar un aspecto sanitario con seguridad y calidad sin necesidad de acudir al centro ni pedir permiso en el trabajo va a ser algo que se quede: recetas, comunicación de resultados...”, explicó.

“Que una persona pueda arreglar un aspecto sanitario con seguridad y calidad sin necesidad de acudir al centro ni pedir permiso en el trabajo va a ser algo que se quede: recetas, comunicación de resultados...”

José Ramón Gómez Fernández - Gerente del área sanitaria

decoration

En este sentido, insistió en promocionar el sistema e-Saúde, “que permite al usuario acceder a su historia clínica en cualquier punto”.

“Si estás de viaje fuera de Galicia, el facultativo que te atienda en Urgencias puede acceder a tu historia y ver resultados, pruebas y los problemas de salud que tienes”, recordó.

Para Gómez Fernández, la Atención Primaria es un “elemento clave” en el sistema público. “Tenemos una Primaria fuerte, resolutiva e importante. No podemos decir que no tengamos problemas porque la categoría de Familia es deficitaria, pero también el Sergas puso la base para que eso deje de ser así dentro de un par o tres años más. Tenemos que formar especialistas. Cada año se estaban formado unos 100 o 102 especialistas en Medicina de Familia, y ahora tenemos 137 plazas acreditadas para la formación MIR”, celebró el gerente.

La presión hospitalaria empeora mientras los cribados alcanzan a 24.000 personas en abril

Los casos de COVID en el área sanitaria de Pontevedra y O Salnés continúan por debajo del medio millar, son 491 activos, por lo que la cuarta ola se contiene con la misma cifra que el pasado domingo. Lo que sí empeora de nuevo es la presión hospitalaria, que se acerca a la treintena de ingresados. Actualmente hay, según el Sergas, 24 pacientes en planta (14 en el Hospital Montecelo y 10 en el de O Salnés) y otros cinco en cuidados críticos. El gerente, José Ramón Gómez Fernández, reconoce que “aunque los números aumenten un poco es una situación controlable”. “No nos preocupa de forma inmediata. A nivel epidemiológico estamos en una área, especialmente en O Salnés, donde hay de manera natural más interacción y movimiento. Siempre nos costó un poco más de trabajo controlar la zona. Ahora mismo valoro muy bien la colaboración ciudadana”, consideró. También quiso destacar el trabajo de los alcaldes a nivel local “en todo momento”. “En todos los concellos donde el comité clínico decidió algún tipo de restricción, el área sanitaria hizo cribados en esa zona; a cerca de 24.000 personas en el mes de abril y tras la Semana Santa y con un grado de participación entre el 60 y el 70%”, dijo. Precisamente ayer, se inició uno en el municipio de Barro, al que están convocados hasta mañana cerca de 1.500 vecinos de edades entre 30 y 64 años que reciban el SMS previo del Sergas.

Compartir el artículo

stats