Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Claudia Fernández | Paciente de cáncer de colon

“Viví el postoperatorio en pandemia: sola y encerrada”

Claudia Fernández, paciente de cáncer de colon. FdV

La pontevedresa Claudia Fernández, de 63 años, (prefiere no dar su nombre real) es paciente de cáncer de colon, enfermedad que le fue diagnosticada al inicio de la pandemia del COVID, a finales de enero de 2020, en el CHUS.

– ¿Cómo fue el proceso de diagnóstico?

– Me llegó la notificación para participar en el cribado de cáncer colorrectal, pero tardé mucho en abrir el sobre y leer las instrucciones, más de un año y pico. Cuando por fin volví a dar con él por casa, me decidí. Me dijeron que tenía que hacerme una colonoscopia porque el resultado de la prueba de heces así lo aconsejaba. Al poco tiempo, unas semanas, me comunicaron que tenía cáncer.

– ¿Cómo fue ese momento?

– Me lo dieron en el CHUS, en Santiago, y de una forma muy dura. Para mí fue un punto de inflexión. Yo estaba desesperada y en shock y de repente me paré, miré a los ojos a la doctora que me estaba hablando y le pedí que me tratase humanamente bien. Y es curioso, porque a medida que siguió hablando la información fue mejorando y me dijo que el 90% de los pólipos que se encuentran en un estadío como el mío no prosperan. Ahí te cambia la perspectiva. La mitad de mi problema psicológico de toda la enfermedad fue ese momento. Me gustaría que mi testimonio en este sentido sirviese para algo y para que no le pase a más enfermos.

– ¿Qué pasó después?

– Me comunicó que mi caso tenía que ir al comité pero que no podía decirme fecha porque había muchos casos mucho más urgentes que el mío. Entonces le respondí que de esta forma tendría que ir a un médico privado para agilizar el tema, y ella misma me dio el nombre de uno en una clínica allí en Santiago y todos los volantes necesarios.

"Yo estaba desesperada y en shock y de repente me paré, miré a los ojos a la doctora que me estaba hablando y le pedí que me tratase humanamente bien"

decoration

– Y ya la operaron...

– Pues tardaron menos de un mes en operarme, sí. Me quitaron 17 centímetros de colon.

– ¿Cómo fue el postoperatorio?

– Fue muy duro porque me tenía que hacer yo las curas. Porque como me había operado en un centro privado no me las hacían en la sanidad pública. Además, estábamos en pandemia y lo viví sola y encerrada.

– ¿Cuándo entró en contacto con la AECC?

– Contacté con ellos una vez que ya estaba convaleciente en mi casa y me veo flaquear, porque se te viene el mundo encima. Tenía mucha información, pero decidí llamar a la asociación porque me vi más frágil. Son personas que saben cómo tratarte.

– ¿Cómo le ha cambiado la vida?

– A día de hoy, las pruebas del año me han salido perfectas. Y lo más importante es conservar la vida. Ahora me cuido mucho más. Tengo más miedo y más prevención.

– ¿Qué le diría a un paciente recién diagnosticado?

– Que hoy hay muchos medios para salir adelante y cogido a tiempo este cáncer es de lo mejor que hay. Le recomendaría que acuda a la AECC, porque yo tuve una atención fantástica.

Compartir el artículo

stats