El centro histórico de Combarro volvió ayer a la Galicia de la década de los 40 para continuar con la grabación de “Un asunto privado”, la nueva serie de Bambú Producciones. Esta nueva apuesta tiene por protagonistas a los reconocidos actores Jean Reno y Aura Garrido.

La serie, que narra las aventuras de una joven de clase alta y su mayordomo, comenzó a rodarse el año pasado en Pontevedra y ya pasó por Combarro, a donde volvió ayer para continuar grabando algunas secuencias. Así, toda la producción, que consta de ocho capítulos, discurre por las Rías Baixas y se prevé que continúen grabando en diferentes puntos hasta el mes de abril.

Esta es la primera producción de Bambú para la plataforma Amazon Prime Video y aún no se conoce su fecha de lanzamiento. Lo que sí es seguro es que los rincones de Combarro viajarán a través de la pantalla por todo el mundo siendo un atractivo turístico más.

El rodaje de ayer se inició en torno al mediodía y se alargó hasta bien entrada la noche. Las calles del casco histórico se inundaron de un sepulcral silencio para respetar el rodaje que era interrumpido cada cierto tiempo con estruendo de la grabación que asombraban a los vecinos del pueblo, que siguieron de cerca las secuencias asomados a sus balcones y ventanas.

Por las calles los actores, con ropas antiguas, esperaban su turno para grabar mientras coches antiguos inundaban las calles que respiraban otra época, una sensación que chocaba con las carreras de cámaras, cables y carritos de producción.

La producción tomó como ubicación las principales calles del casco antiguo de la parroquia llegando hasta la Plaza de Rualeira.

La productora es artífice de exitosas series como Fariña, Velvet o Las chicas del Cable y vuelve a elegir Galicia como escenario de la trama, pese a que en un principio iba a ser rodada entre Madrid y Bilbao.

Los protagonistas intentan dar caza a un asesino

“Un asunto privado” cuenta la historia de una atrevida joven de clase alta con alma de policía, Marina Quiroga (Aura Garrido), que se dispone a dar caza, junto con su mayordomo, Héctor (Jean Reno), a un asesino que acecha desde hace meses la ciudad.

Juntos tendrán que lidiar con los prejuicios de género de la época, finales de la década de los 40, así como los intentos de la madre de Marina por casarla o las piedras en el camino que pone un comisario.