El brote detectado en el equipo Covid del Hospital Montecelo ya afecta a siete facultativos, cinco de Neumología y dos del de Medicina Interna, los dos servicios clave en el tratamiento con los pacientes ingresados en el área sanitaria, que cuenta con 1.213 casos activos.

Tal y como informaron ayer fuentes de Medicina Preventiva, por el momento hay tres positivos. Son tres médicos de Neumología. Además de ellos, hay otros cuatro en cuarentena por ser contactos estrechos. Se trata de otros dos facultativos de este servicio, así como otro de Medicina Interna y un MIR, también de esta última. Por el momento, tal y como confirman las mismas fuentes, “todos los casos cursan buena evolución”.

En todo caso, esta situación ha dejado en cuadro al hospital de referencia pontevedrés, que justo en estos momentos cuenta con 72 pacientes ingresados por coronavirus.

La mayoría están en planta, 64 (48 en Montecelo, 11 en el Hospital do Salnés y cinco en el QuirónSalud Miguel Domínguez), pero hay otros ocho que se encuentran en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Desde la gerencia del Complexo Hospitalario de Pontevedra, CHOP, no se ha confirmado si se ha sustituido a los siete profesionales, ya que sean positivos o no, todos ellos están aislados y no pueden ejercer en sus respectivos puestos.

Los equipos Covid son los encargados de la atención y tratamiento de los enfermos que sufren el virus. Están formados, básicamente, por facultativos de los servicios de Neumología y Medicina Interna. En la primera ola de la pandemia llegó a haber cinco grupos, puesto que el número de hospitalizados por coronavirus superó el centenar.

Actualmente, en Montecelo hay una planta precovid-19, destinada a aquellos enfermos que están pendientes del resultado de la PCR, sospechosos, pero que en su mayoría resultan negativos. Tienen criterios de ingreso, por neumonías, fallos cardíacos, etc... y terminan hospitalizados pero por esas otras afecciones. Además, hay otras tres plantas para enfermos que sí han sido ingresados por Covid. Son las dos terceras y la cuarta.

En cuanto a la Unidad de Cuidados Intensivos, la pandemia ha supuesto la reorganización de la Unidad de Corta Estancia, UCE, y de REA (Reanimación).

El hospital público pontevedrés está preparado para tener hasta 36 pacientes en UCI “sin grandes problemas”, tal y como confirmaba a FARO recientemente en una entrevista el doctor Adolfo Baloira, responsable de Neumología del CHOP.

Actualmente son ocho, mientras que en la primera ola llegó a haber 21. Entonces el diseño podría haber acogido a unos 45, según el neumólogo pontevedrés.

68 positivos en un día

En el conjunto del área sanitaria hay 1.213 casos activos de coronavirus, de los cuales el 94 por ciento evolucionan en sus domicilios. Se han registrado 68 casos nuevos en un día.

En el lado positivo, destaca que el número de altas sigue siendo superior al de nuevos positivos. Ayer mismo hubo, tal y como informaron fuentes del Sergas, 88 pacientes curados frente a 68 nuevos contagios.

Desde el inicio del plan de contingencia del Covid en el CHOP, se han curado 3.344 personas en el área sanitaria, mientras que han fallecido otras 43, la mayoría de avanzada edad y con patologías previas, según el Sergas.

Las pruebas de detección del virus están siendo claves en le freno a la enfermedad. Desde marzo se han realizado 79.358 PCR, así como 42.149 pruebas serológicas.

En el conjunto de la comunidad gallega, desde la declaración de la pandemia se han producido 1.086 muertes por complicaciones de la enfermedad frente a 36.070 altas. Actualmente hay 9.060 casos activos en Galicia.

El municipio de Pontevedra ya solo concentra el 30% de los casos del área

El empeoramiento del área sanitaria se ha traducido en un reparto de los contagiados por los diferentes concellos que la conforman. Si el municipio de Pontevedra concentraba a principios de esta segunda ola más de la mitad del total de casos, el avance de la pandemia ha provocado una estabilización en la capital frente a un incremento en el resto de ayuntamientos. Es decir, a finales de septiembre había en le área sanitaria 702 casos, de los cuales 348 eran en vecinos de la Boa Vila, es decir, la mitad. Por el contrario, ahora son 354 de los 1.213 totales, lo que rebaja el porcentaje a un 30 por ciento. Hay otros municipios con menos población que presentan cifras importantes. Es el caso de Marín, con 97 casos activos, o de Sanxenxo, con 77. También hay que destacar los 73 de Vilagarcía de Arousa y los 69 de Poio. Según el mapa gallego de alertas que la Xunta actualiza a diario, en el nivel con mayor riesgo, el rojo, se encuentran seis municipios del área sanitaria: Pontevedra, Marín, Sanxenxo, Poio, Vilagarcía y Cambados. En el naranja figuran Vilanova de Arousa, Meis, Ribadumia y O Grove. Por su parte, en el amarillo se incluye a Caldas, Cuntis, Cerdedo-Cotobade, A Lama, Soutomaior y Meaño.

149 positivos en centros educativos y 84 en residencias de mayores

En el área sanitaria de Pontevedra y O Salnés hay actualmente 149 positivos en centros educativos no universitarios. La mayoría son en el municipio de Pontevedra, con una treintena de centros afectados. En estos momentos, el IES Sánchez Cantón es el que mayor número de casos presenta, cinco positivos. Desde que se detectó el primer caso en el céntrico instituto pontevedrés hasta la actualidad han contabilizado 73 incidencias Covid con familias con menores afectados por la cuarentena por contacto con terceros, así como entre el personal. Finalmente, resultaron positivos 17 de todos ellos. En cuanto a otros municipios, destaca el IES Chan do Monte de Marín, con siete casos activos. En cualquier caso, según la Xunta, solo hay tres aulas cerradas entre todos los centros del área sanitaria. Respecto a las residencias de mayores, hay 84 positivos entre mayores (50) y trabajadores (34). La mayoría se concentran en O Salnés, con la Domus Vi de Ribadumia a la cabeza, con 45 mayores afectados y 27 empleados. En la comarca de Pontevedra no hay actualmente ningún usuario positivo, pero sí trabajadores: dos en la residencia “Pontevedra” de Vilaboa, y otros dos en Saraiva Sénior y Soremay, uno en cada una.