La Concellería de Promoción Económica e Turismo realizó ayer la primera visita guiada desde que se decretó el estado de alarma motivado por la crisis sanitaria. Un grupo de unas 20 personas se dio cita en la Plaza de España, para disfrutar de este paseo organizado por la concejalía y la empresa Turismo de Pontevedra. Esta visita inaugural, que se desarrolló con un estricto protocolo de protección contra el Covid-19 (con toma de temperatura y uso obligatorio de mascarilla), coincidió con el estreno de la nueva Oficina Turística municipal, trasladada a la planta baja del Concello, tras el cambio del Registro a la Casa da Luz.

Entre las medidas con las que retomaron su actividad las visitas guiadas se incluyen la conformación de grupos reducidos, la formación específica de los guías turísticos en materia de protocolos de actuación y manuales de buenas prácticas para la prevención de riesgos laborales ante el Covid-19 y el deber de usar máscaras de protección durante toda la visita.

La concejala de Turismo, Yoya Blanco, hizo de anfitriona de este primer grupo de visitantes procedentes de varios puntos de España y mostró las nuevas oficinas de Turismo en el Concello.