El presidente provincial del PP Alfonso Rueda, mantuvo el fin de semana una reunión con afiliados y simpatizantes de Sanxenxo, dentro de la ronda de encuentros que está llevando a cabo por toda la provincia con la mirada puesta en las elecciones de 5 de abril. En el encuentro, a lo que también asistieron el alcalde Telmo Martín y la diputada provincial Paz Lago, Rueda recordó que el Gobierno central sigue debiendo a Galicia 370 millones de euros, "mientras los socialistas gallegos y también los de esta provincia callan con un silencio cómplice". De este dinero, "a Sanxenxo le corresponderían 2,4 millones, dinero que está dejando de recibir para seguir mejorando la sanidad, la educación o los servicios sociales municipales".

En lo que respeta a la campaña, Rueda destacó que "la Xunta hizo muchas cosas buenas durante estos años, y por eso hay que recordarlas y explicarlas, y que permite que Galicia siga en esa senda de estabilidad".