Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El traslado al nuevo juzgado, pendiente de recibir la licencia de primera ocupación

La mudanza de los primeros órganos, los del Contencioso, se iniciará en cuanto se tenga esta autorización y se prevé que el proceso esté finalizado a lo largo del mes de enero

Interior del nuevo edificio judicial de Pontevedra. // G. Santos

Interior del nuevo edificio judicial de Pontevedra. // G. Santos

El traslado de los primeros juzgados al nuevo edificio judicial está pendiente de que la Xunta reciba de los servicios técnicos del Concello la licencia de primera ocupación del inmueble. Una vez que se disponga de esta autorización, se procederá de forma casi inmediata al traslado de los primeros órganos judiciales al nuevo inmueble, comenzando por los juzgados del Contencioso-Administrativo que se encuentran actualmente en unos bajos alquilados por la Xunta en la calle Xermán Adrio.

Según explican fuentes de la Consellería de Vicepresidencia, Administracións Públicas e Xustiza, desde la inauguración del edificio a principios de septiembre y hasta hoy, mientras se está a la espera de obtener los permisos correspondientes, se ha aprovechado para ir amueblando las salas de vistas y dotarlas de los sistemas de grabación, así como instalar todo el mobiliario necesario para que puedan funcionar con normalidad los 16 juzgados y unidades administrativas que se van a instalar en el nuevo inmueble.

La Consellería dispone de un cronograma para que, en cuanto se conceda la licencia, se puedan ir trasladando todos los juzgados a un ritmo de dos por semana. Así las cosas, la previsión es que la mudanza se pueda finalizar, previsiblemente, a lo largo del mes de enero.

Desde la Xunta también confirman que está previsto que los primeros en estrenar el inmueble sean los juzgados de lo Contencioso, quienes actualmente se encuentran en una situación más precaria al estar funcionando en unos bajos poco adecuados para una unidad judicial.

Distribución

Posteriormente se prevé continuar la mudanza por los tres juzgados de lo Social y los dos de lo Mercantil que actualmente están ubicados en dependencias de la Audiencia Provincial de Pontevedra. Por último, se trasladarán los cinco órganos de primera instancia que funcionan en la antigua sede de A Parda. Esta quedará reservada para los juzgados del orden de lo Penal, dado que el antiguo inmueble es el único de los dos del complejo que cuenta con calabozos para los presos.

También seguirá funcionando allí la Fiscalía y Vigilancia Penitenciaria, además de Menores y el Imelga.

Sí que deberá trasladarse al nuevo inmueble el Registro Civil, además de contar con un espacio para las bodas civiles. También se prevé que en el nuevo inmueble se pueda establecer una oficina de atención a las víctimas de delitos. El edificio arranca con 16 juzgados pero tiene capacidad para 28.

Compartir el artículo

stats