Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un total de 416 niños quedan en lista de espera en 16 escuelas infantiles públicas de la comarca

El 80% de los pequeños sin plaza para el próximo curso corresponde a las seis escuelas del municipio de Pontevedra, donde la relación definitiva de admitidos incluye 336 solicitantes

Hora de la siesta en la escuela infantil del campus. // G. Santos

Hora de la siesta en la escuela infantil del campus. // G. Santos

Cerrado el proceso definitivo de valoración para la inscripción de niños de 0 a 3 años en las 16 escuelas infantiles de la Xunta en diez municipios de la comarca, la Consellería de Política Social establece en 416 el número de pequeños que quedan en lista de espera para el curso 2018-2019. No obstante este departamento de la Xunta admite que "puede haber algún movimiento" en esta relación ya que aún resta un "periodo extraordinario de baremación" que no finaliza hasta el 31 de agosto. En este sentido, añade que en este plazo pendiente "se valorarán las plazas que puedan quedar vacantes en alguna escuela para tratar de hacer algún reagrupamiento y así incluir a niños que ahora están en espera".

De todos modos, escasas variaciones pueden producirse sobre el reparto ya existente, que pone de manifiesto que ocho de cada diez de esos niños sin plaza corresponden al municipio de Pontevedra, que suma 336 solicitantes que quedan fuera de estos centros públicos, una cifra superior al número total de admitidos, que es de 318. En las anteriores listas, de principios de junio pasado, los menores en lista de espera eran casi 600 en la capital y otros 12 peticionarios se catalogan como "excluidos". Desde entonces se ha logrado reajustar la demanda.

A Parda, en cabeza

De las seis escuelas infantiles públicas de Pontevedra que incluye Política Social en esta última remesa de admitidos y excluidos, la de mayor lista de espera es la de A Parda, con 111 niños (hace mes y medio eran 180), una cifra casi idéntica a los 116 que sí estarán en esta guardería el próximo curso, por delante de las 71 de O Toxo o de Campolongo, donde se repite la misma lista de espera.

En la escuela infantil de Monte Porreiro quedan 33 niños pendientes de plaza, mientras que en la del campus son 50, el mismo número de admitidos. Por su parte, la Xunta no ofrece datos de la escuela infantil del centro administrativo de la Xunta, que no depende del Consorcio Galego de Igualdade e Benestar, si bien a principios de junios eran 12 niños sin plaza .

Tras los 336 pequeños sin plaza en Pontevedra, se sitúan los 29 de Marín (muy por debajo de los 65 de hace mes y medio), donde fueron admitidos otros 123 en tres centros. La Casa del Mar suma 11 en lista de espera, frente a diez en escuela infantil de Marín y ocho en Seixo.

En Poio son 14, por 82 admitidos, mientras que en Barro los niños sin plaza son 13 frente a 51 aceptados. Portas también cuenta con lista de espera, aunque apenas tres, justo el 10% de los 30 ingresados, mientras que Vilaboa y Moraña también presentan escasez de espacios. En el primer caso son 10 en espera y ocho en el segundo, con 33 y 38 admitidos respectivamente.

Este reparto definitivo en 16 escuelas infantiles de la Xunta en la comarca detallan un número total de admitidos de 869 y tan solo hay dos municipios donde la oferta disponible cubre por completo la demanda. Se trata de Campo Lameiro y Cerdedo-Cotobade, dos de los territorios de la comarca con mayor índice de envejecimiento y menor número de niños. En Campo Lameiro están matriculados 24 escolares entre 0 y 3 años, y en Cotobade son 34. No se incluyen los datos de Cerdedo.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats