Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La pirámide poblacional de Galicia: ¿Una desgracia?

Invitan a considerar el envejecimiento "una oportunidad" y critican que se añore un reparto poblacional pasado "que era un fracaso"

Uno de los talleres que se celebraron ayer en el 31 Congreso Internacional de Gerontología. // G. Santos

Uno de los talleres que se celebraron ayer en el 31 Congreso Internacional de Gerontología. // G. Santos

La actual pirámide poblacional de Galicia, que presentamos como el epítome del envejecimiento y la muerte biológica de un país, es desde varias ópticas la historia de un éxito. Retrata mejor que ninguna otra imagen "el cambio galáctico" que hemos experimentado en los últimos cien años, pasando a las puertas del siglo XX de una esperanza de vida que se situaba en los 34 años a superar los 80 actualmente, a unas tasas de mortalidad infantil mínimas y a unas capacidades de cuidado (encabezadas por la sanidad pública) que nos sitúan entre las poblaciones más longevas del mundo.

Son algunos de los temas a los que se referirá esta mañana el demógrafo Julio Pérez Díaz en el 31 Congreso Internacional de Gerontología que celebra en el Pazo la Sociedade Galega de Xerontoloxía e Xeriatría. El especialista del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) recuerda que en el año 1900 uno de cada 5 niños no cumplía el año y la mitad se morían antes de los 15. "Las mujeres que tenían hijos, que no eran todas sino una parte pequeña, tenían unos 6 o 7 de media".

¿Qué es lo que ha cambiado? "Sencillamente, todo", responde el demógrafo, "una persona que nazca hoy con una probabilidad elevadísima vivirá todas las etapas de un humano, sobrevivirá a la niñez, a la adultez y llegará a viejo. Eso para la gerontología lo cambia todo, pero para el resto de la vida también: cambia para el trabajo, la familia, las relaciones conyugales? Es una revolución tremenda".

La higiene, las vacunas y otros cientos de avances científicos (fármacos, técnicas quirúrgicas, aparatología, fisioterapia?) y sociales están detrás de esta transformación inmensa que ha supuesto cambiar el foco desfuerzo: "en vez de tener muchos hijos que iban a vivir poco tiempo nos ce ntramos en que los que tenemos vivan mucho tiempo. No necesariamente es algo consciente, sino el producto de que cuidamos a los niños mejor, no se les hace trabajar de forma precoz, están más alimentados etc? Ahora alguien que nazca en España vivirá más de 80 años, pero como con toda seguridad tendremos más avances, a lo mejor vivirá más de 100".

Galicia, liderando la longevidad Europea. Oportunidades y retos es el lema de este simposio que hace hincapié en la "inigualable situación longeva de Galicia" y plantea el envejecimiento más como una ocasión que como un hándicap. "La Xunta tiene un plan de dinamización demográfica aprobado en 2011, que ya empieza a hacer agua, ya hace 8 años. Y si se lee del envejecimiento de la población se habla pestes, parece que sea una plaga, solo hablan de revertirlo, revertirlo. ¿Cómo lo reviertes? ¿Eliminas a los viejos? ¿Tienes más niños? Ninguna de las opciones es realista", critica el ponente.

"Si vivimos más tiempo", añade Pérez Díaz "es porque tenemos menos hijos, no podríamos cuidar a los niños como los cuidamos si tuviésemos hijos en la cantidad de antes. Y hemos salido ganando además, porque teniendo menos hijos tenemos más población".

El demógrafo insiste en que es "un esfuerzo vano" intentar cambiar la pirámide poblacional. "Me gusta decir que tenemos la mejor situación demográfica que hemos vivido nunca", señala en este punto. Y si se le pregunta por el "suicidio demográfico" de Galicia no duda en afirmar que "de ninguna manera es así. Galicia tiene más población de la que ha tenido jamás. Es curioso como se sostienen esos discursos a pesar de que la cruda realidad dice que la población sigue aumentando".

A propósito de la posibilidad de revetir la pirámide poblacional, indica que "nunca volverá a ser la del pasado, que era un desastre. Lo que estaba reflejando es que la gente no vivía, a medida que subías en la pirámide había poca gente y mucha en la base. En nuestro pasado una tercera parte de la población eran niños, pero eso no es lo normal ni lo deseable, porque después esos niños no formaban una tercera parte de adultos o de mayores, se morían antes".

Añoramos y presentamos como deseable una pirámide poblacional, defiende el investigador del CSIC, que traducía una realidad desgraciada. Para encontrar hoy ese mismo reparto demográfico habría que acudir algún país del África subsahariana.

Y si el conjunto de la población se ha transformado, lo que definimos como "la vejez" sencillamente está por definir. "No tenemos ni idea", advierte el especialista a propósito de una generación nacida a partir de los años 40 que cuestiona todos los clichés, como el manido de asociar la tercera edad a la pobreza.

Muy al contrario, los jubilados mantienen hoy a numerosas familias, y en general los mayores españoles se alejan diametralmente del perfil que se divulgó hace años y que procedía fundamentalmente de los estudios sobre la vejez de organizaciones caritativas, es decir restringidos a personas sin recursos, que vivían en condiciones precarias etc.

La mayoría eran ancianos que habían sufrido la guerra civil. Muy al contrario, los nacidos a partir de los años 40 fueron escolarizados en un amplio porcentaje, trabajaron masivamente en el sector industrial o servicios y disfrutan ahora de su pensión. "A medida que van llegando esos nuevos viejos a esta etapa lo que vemos son características educativas, sociales y económicas diferentes. Y además han tenido algo que nos parece normal pero que no lo ha sido históricamente, que una guerra no les ha partido la vida", precisa el demógrafo.

Hoy a los 65 años un gallego está mejor que su bisabuelo a los 35, otra de las buenas noticias sobre las que hablarán durante la jornada los 300 congresistas que toman parte en el simposio de la Sociedade Galega de Xerontoloxía. Más de 70 ponentes (psicólogos, geriatras, neurólogos, pedagogos, trabajadores sociales, farmacéuticos, especialistas en medicina interna etc) imparten las distintas conferencias y talleres, pensados para proponer nueva visiones sobre cumplir años con salud.

Compartir el artículo

stats