El presidente de la Diputación de Ourense y del PP provincial, Manuel Baltar, ha advertido este viernes de que "no" dimitirá después de haber sido cazado a 215 km/h en la A-52 a la altura de Zamora, algo que ha insistido que se trata de un hecho "aislado", si bien ha reconocido otras dos multas en los últimos años y que el coche oficial del ente provincial acumula diez sanciones en el último periodo.

El titular de la Diputación ha hecho esta afirmación en respuesta a las 15 preguntas presentadas en tromba por el grupo socialista y otras tantas del BNG en el pleno ordinario celebrado este viernes. En el turno de ruegos y preguntas, las dos formaciones políticas pidieron explicaciones al también presidente del PP provincial por los motivos del viaje, la ausencia del chófer oficial, qué personas viajaban en el vehículo, los justificantes de alojamiento y de las autopistas de Madrid y también "cuál fue el motivo por el que su gobierno no identificó a un conductor o conductora del mismo vehículo ante una sanción impuesta en septiembre del 2021 en la provincia de Lugo".

Baltar ha insistido en que "fue un error aislado" que se debió a "un despiste" en "una larga recta sin referencias", por el que no dimitirá.

El presidente provincial ha trasladado que se desplazó a Madrid el domingo porque el lunes tenía previsto un encuentro de gestión ordinaria como presidente de la Diputación de Ourense y alegó que, entre otras personas, se reunió con el gerente de la Fundación Democracia y Gobierno Local.

Así, ha subrayado que "sí" era un viaje oficial y que, como "funcionario" público, conduce "desde hace muchos años coches oficiales en desplazamientos para abordar temas institucionales". Sin embargo, evitó dar explicaciones sobre dónde durmió, porque dijo que se trataba de un asunto "privado", si bien reconoció que no fue en Madrid.

José Manuel Baltar se sube a su coche oficial, en una imagen de archivo

Diez multas del coche oficial

En cuanto a las sanciones recibidas por coches oficiales de la Diputación, a preguntas del BNG, Baltar ha explicado que únicamente recibió "tres sanciones en once años" en los "miles de kilómetros" realizados, una en Zamora y dos en la provincia de Ourense.

Las otras seis de las que tiene constancia fueron "a chóferes de Presidencia" y en otra, el conductor no pudo ser identificado por el jefe del parque móvil. En todos los casos, ha concretado, "fueron abonadas por el infractor" y no por el ente provincial.

Baltar, en otro instante del pleno de la Diputación de Ourense, esta mañana. BRAIS LORENZO

Sin justificantes de alojamiento

El presidente provincial ha asegurado que no viajaba acompañado y que tampoco hay justificantes de alojamiento en Madrid. De este modo, eludió más detalles "por tratarse esta cuestión de una pregunta que afecta" a su "vida privada". A ello, agregó que "no se repercutieron cargos ni dietas".

Baltar ha defendido que asumió "el error" haciendo hizo frente al abono de la sanción administrativa. En sus respuestas, reconoció que ha tenido otras dos sanciones, las cuales ha enmarcado en 11 años de cargo público, y ha admitido que los coches oficiales han tenido otras siete --una de ellas sin que se identificase a la persona que lo conducía--.