La localidad de Sande, en el Concello de Cartelle, recupera este domingo la Festa da Malla, un trabajo agrícola muy extendido en este pueblo y que lograba que los vecinos se uniesen para colaborar y obtener materia prima para la elaboración del pan y la alimentación de los animales.

La Asociación Cultural Entroido de Sande busca con esta iniciativa recuperar la tradición para “que los más pequeños la descubran y los más mayores recuerden viejos tiempos”. Así pues, tras haber plantado centeno y trigo y segar hace pocas semanas, el domingo a la mañana tocará recoger los pajares. Por la tarde comenzará la malla y tras el trabajo recuperar fuerza con un pincho de churrasco, criollos y vino. Todo ello con un precio de diez euros.