El colegio Luis Vives se vistió de época para despedir el curso. Todos los años, el centro celebra unas jornadas culturales la última semana que incluyen actividades y visitas a la ciudad dentro del proyecto “Vives en Ourense”. En esta ocasión, el programa estrena una nueva iniciativa, el mercado medieval solidario. El alumnado elaboró diferentes objetos con material reciclado y lo ha puesto a la venta para recaudar fondos que se destinarán a la lucha contra el cáncer infantil.