El diagnóstico precoz del melanoma eleva las posibilidades de supervivencia al 90%

En 2021, el cáncer se confirmó en menos de 9 días en 49 casos de 203 sospechosos

Consulta de Dermatología en el centro de especialidades de Ourense. |   // FDV

Consulta de Dermatología en el centro de especialidades de Ourense. | // FDV / S. de la fuente

El diagnóstico precoz del melanoma es clave en el tratamiento de este cáncer, ya que la detección de la enfermedad en su estadio inicial aumenta las probabilidades de plena curación. El pasado año, 203 ourensanos que presentaban una lesión sospechosa en la piel accedieron a la vía rápida para el abordaje de esta patología. En menos de nueve días 49 fueron diagnosticados de cáncer, y en el resto se descartó esta posibilidad.

La detección precoz de esta enfermedad, destacan desde el área sanitaria ourensana, aumenta las posibilidades de supervivencia al 90%, por eso es tan importante acudir al centro de salud en cuando se observa un lunar o una lesión en la piel sospechosa. A través de este circuito rápido, las 49 personas diagnosticadas de melanoma el pasado año obtuvieron cita para pasar por quirófano en menos de 20 días tras ampliar los estudios y decidir el mejor abordaje quirúrgico para su lesión.

Este lunes, coincidiendo con la celebración del Día mundial del Melanoma, desde el servicio de Dermatología del Centro de Especialidades de Ourense recuerdan que la exposición al sol conlleva riesgos. En esta línea, destacan que la colaboración de la población es fundamental en la detección precoz y piden que se consulte con el médico de cabecera cualquier lunar o lesión sospechosa en la piel. La rápida actuación, inciden, es clave a la hora de reducir “al mínimo” los graves efectos sobre la salud.

Equipo de Dermatología en las consultas del Centro de Especialidades.

Equipo de Dermatología en las consultas del centro de especialidades. / FdV

La visita al especialista, en menos de tres días

La vía rápida para el diagnóstico y tratamiento precoz del melanoma tiene por objetivo captar y diagnosticar los posibles casos en un tiempo máximo de 15 días. En el caso de Ourense, la primera consulta con un especialista tras la primera visita al centro de salud se produjo en menos de tres días el pasado año. La idea es aumentar las posibilidades de curación a través del diagnóstico precoz, ya que la incidencia, aunque es baja, ha aumentado de forma progresiva en los últimos años. Desde el servicio de Dermatología destacan que en Ourense ha pasado de diez casos por cada cien mil habitantes a 15 el pasado año, si bien la mortalidad está descendiendo debido, precisamente, a la detección precoz.

“La moda de lucir moreno todo el año, los rayos UV, la frecuencia de las quemaduras solares en la infancia de los que hoy tienen entre 40 y 60 años, el aumento de las horas de exposición y la deficiente protección de la piel con un adecuado filtro solar hace que las cifras aumenten de forma progresiva”, señalan desde el área sanitaria.

Ourense fue una de las primeras provincias que puso en marcha este circuito rápido en los tres distritos, ya a finales de 2013, con la colaboración de los servicios de Dermatología, Anatomía Patológica, Cirugía, Atención Primaria, Radiodiagnóstico, Medicina Nuclear y Oncología, un equipo multidisciplinar responsable de su detección, diagnóstico y tratamiento. Además, Ourense fue pionero a nivel Galicia, desde 2000, en la biopsia del ganglio centinela.

Suscríbete para seguir leyendo