Unos hechos de hace casi una década se resolvieron ayer con una sentencia de conformidad para dos mujeres, de 42 y 55 años, acusadas de agredirse mutuamente tras una pelea sin causa conocida en un bar de alterne de Verín. Ambas sufrieron lesiones de distinta consideración. Las acusadas se conforman con una condena de 6 meses de prisión, más el pago al Sergas de los gastos sanitarios que ocasionaron, más de 1.500 euros en total por la asistencia recibida por ambas. Se aplica la atenuante de dilaciones indebidas por el largo retraso en el enjuiciamiento de estos hechos.

Una de las acusadas comenzó a tirar vasos a la otra, y se abalanzó sobre ella, agrediéndola en la frente con un cuchillo de diez centímetros de hoja. Le causó una herida y erosiones. La otra mujer necesitó puntos de sutura y le han quedado como secuelas varias cicatrices. Su asistencia sanitaria causó al Sergas gastos cifrados en 1.170,54 euros.

La otra encausada respondió con una banqueta, y además mordió e infligió a la otra mujer varios cortes con un cuchillo en la cabeza. También la golpeó en diversas partes del cuerpo, causándole contusiones, arañazos o un esguince cervical, entre otras lesiones. También hubo que aplicar sutura, mediante grapas, a la perjudicada. Al igual que la otra acusada, varias cicatrices le recuerdan los hechos. Su atención sanitaria fue cuantificada por el Sergas en 468,52 euros.