La Policía Local de Ourense denunció a un vecino de Ourense, de 53 años, por un presunto delito de hurto. Los agentes recibieron una alerta de un sospechoso que estaba robando combustible, siendo visto por testigos con un carrito de la compra en el que llevaba un bidón de combustible.

Al lugar se trasladó una patrulla que, con la información sobre el sospechoso, lo interceptó por las inmediaciones con el carrito y un bidón de 25 litros lleno de combustible y una manguera de unos dos metros.

El presunto ladrón no dio ninguna explicación aparente y por tal motivo, los agentes procedieron a llevar al sospechoso a dependencias policiales. El suceso tuvo lugar en el Polígono Industrial del 21.