A la espera de los datos oficiales –que comunicará a lo largo de la jornada de hoy la Consellería de Sanidade– ayer acudieron a vacunarse –solo en el turno de mañana– aproximadamente unas 800 personas en el primer día en el que no era necesario tener cita.

Faltan por sumar a esta cifra aquellos que se acercaron a alguno de los tres puntos –Expourense, hospital de O Barco y hospital de Verín– en el turno de tarde. También separar cuántos de ellos habían pedido autocita –unos 200 ourensanos–. Aunque el resultado, por el momento, ha sido positivo.

Por otro lado, la situación hospitalaria en cuanto a pacientes con COVID-19 ha mejorado respecto a la semana pasada. Tan solo quedan 13 personas ingresadas (la mayoría de ellas en el CHUO aunque más de la mitad revierten gravedad). En la actualidad aún hay 10 enfermos con coronavirus en el Complejo Hospitalario Universitario de Ourense, 7 de los cuales están en la Unidad de Cuidados Intensivos. En Verín cuentan con un paciente en planta y en O Barco, con otros dos.

El número de casos confirmados por PCR en las últimas 24 horas ha descendido hasta los 9, lo que da cuenta del gran avance en la contención del virus que han supuesto las vacunas.

En toda el área sanitaria hay –exactamente y según los datos facilitados por el Sergas– 441 pacientes pasando la enfermedad. Y a la capital pertenecen 173 de esos casos activos, lo que suponen 23 menos que en la jornada anterior.