100 estudiantes del CPR Salesianos y del CEIP Covadonga se citaron en las pistas de exámenes de Tráfico para “convivir, compartir y respetar” a todos los elementos móviles de la educación vial. En un circuito similar al entorno urbano, se demostró que es posible la convivencia de vehículos sostenibles como bicicletas o patinetes con los coches.