Tras la incautación el pasado mes de marzo en Faramontaos de Viña (Cea) de 706 plantas de marihuana en una nave –un hombre de 26 años fue detenido–, la Guardia Civil suma una nueva intervención contra el cultivo de esta droga con fines de venta. La Comandancia de Ourense daba a conocer ayer que tres personas están investigada por una plantación indoor, en una bodega de Ribadavia, de un total de 55 tallos. Agentes del instituto armado de la localidad tomaron declaración a tres investigados, de 36, 41 y 54 años de edad, como presuntos autores de un delito contra la salud pública. En la bodega de uno de ellos en Ribadavia había una instalación, con sistema de extracción e iluminación.

Por otra parte, un verinés de 36 años está investigado por hurto, tras apoderarse de 120 euros de la caja en una pizzería, aprovechando un descuido del dueño.