Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La feria de antigüedades vuelve tras 5 meses de parón sanitario

Aspecto del mercadillo de antigüedades en su regreso ayer a P. Mayor y Dr. Marañón.   | // FERNANDO CASANOVA

Aspecto del mercadillo de antigüedades en su regreso ayer a P. Mayor y Dr. Marañón. | // FERNANDO CASANOVA

La vida va retomando el pulso en Ourense, según decaen los datos de contagios, y ayer volvió a la Plaza Mayor y a la Rúa Doctor Marañón el mercadillo de antigüedades. Un clásico de cada primer domingo de mes, que llevaba casi cinco meses sin celebrarse por la pandemia. El regreso fue con vigilancia de Protección Civil.

Los puestos se distribuyeron por todo el entorno de la Plaza Mayor, ofreciendo un variado y colorista cajón de sastre, desde objetos con más de 200 años, muchos rescatados del baúl de los abuelos y de carácter etnográfico, así como sellos, monedas, y sobre todo muchos libros de segunda mano, revistas de época para locos por el coleccionismo y todo aquello que el visitante curioso pudiera imaginar.

El buen tiempo ayudó a que, a partir de media mañana se registrara una importante afluencia de público, pese a que en muchos casos se trataba de viandantes que se habían encontrado con el mercadillo un poco por casualidad, al no tener aún conocimiento de que esta cita volvía al calendario de la ciudad.

El mismo parón sanitario que suspendió esta feria, ha provocado que el regreso de los puestos se llevara a cabo respetando la distancia entre vendedores, y con vigilancia de miembros de Protección Civil del Concello, para garantizar que en todos los puestos se estaban cumpliendo medidas sanitarias.

Compartir el artículo

stats