Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una visita al Belén de María

Una vecina de Maside monta por cuarto año consecutivo un trabajo que hace con cariño y creatividad y que ya abarca unos 110 metros

Primer día de apertura al público del belén de María. // FdV

Primer día de apertura al público del belén de María. // FdV

No cabe duda de que quien se sube al tren del espíritu navideño después no se quiere bajar. Ese es el caso del Concello de Maside donde además de representarse cada año un belén viviente, en el pueblo de Dacón, también una vecina de Maside empezó hace cuatro años, con la ayuda de su marido, haciendo un belén de figuras que exhibe en el edificio del antiguo colegio. Entonces apenas tenía unos 20 metros y este año ya llega a los 110. María Jesús Nóvoa Fernández ha hecho con sus propias manos casas, árboles, puentes y más elementos, y otros que compra los cambia un poco ya que dice que de un año a otro en las tiendas no hay mucha variedad, se repiten las mismas piezas, por lo que ellas las repinta de otro color o los quita o pone alguna pieza para hacerlas diferente.

Todo empezó hace cuatro años siendo una "ilusión de mi marido" pero las casitas eran caras y "empecé a hacerlas yo y gustó tanto que "me dijeron de exponerlo". Empezó con un belén 20 metros, que al año siguiente aumentó a 40, el año pasado a 100 y este año a 110, y ya no cree que pueda llegar a más porque apenas queda espacio en la sala para ello. Cada año se monta y desmonta y esta vez empezaron el día 18 de noviembre y se inauguró el día 20 de diciembre.

Es una iniciativa que hace con mucha ilusión pero que dice "da mucho trabajo, yo hago las maquetas y mi marido ayuda a montarlo y también desde el concello mandan a una persona a ayudar". María hace muchas piezas con materiales reciclables como de poliuretano, de bandejas de poliespan de las que usan en los supermercados, cajas, y demás. Cada año incluye algunas nuevas y cambia de ubicación las casas, el río que hace de aserrín teñido, y otras piezas para así renovar el belén para que los visitantes no vean siempre lo mismo y se aburran. Comenta que ha buscado en las tiendas de Maside, O Carballiño, Ourense e incluso de Portugal pero siempre suelen ser las mismas, en cambio este año se encontró con nuevas imágenes en las tiendas de los chinos en Ourense, con lo cual pudo renovar bastante.

Así, el día 20 se abrió al público su obra y los primeros invitados fueron los niños del colegio de Maside y usuarios de la Residencia de Mayores. Dice que cada año llegan más visitantes y que los vecinos están contentos con esta iniciativa.Aunque ella coloca carteles por Maside, por O Carballiño e incluso Celanova, anunciando el belén, asegura que la mejor publicidad es el "boca a boca".

Este belén estará expuesto hasta el 7 de enero, todos los días en horario de 16.00 a 20.00 horas. María acude todos los días para recibir a los visitantes que hasta ahora ya son muchos los que han pasado a ver su obra artística.

Compartir el artículo

stats